Reclamo. Adela Flores pide justicia para su hija y nietos, quienes quedaron en la orfandad, luego de que Lucio Soto matara a la comerciante. | Foto: Jesús Peña
A Adela Flores le mataron a su hija, a quien le sobreviven dos hijos, ahora el asesino podría quedar libre y ni la indemnización ha pagado

Ya se cumplieron dos años y medio de que Linda Rubí Jáquez Flores, una comerciante y madre de familia, fue asesinada por un vecino en la colonia Lomas de Chapultepec, y hasta ahora no ha habido reparación del daño.

Adela flores, madre de la víctima, quien fuera ultimada de dos tiros en la cabeza el 18 de diciembre de 2016  por Lucio Soto Flores, debido a un conflicto de tierras, denunció que  la familia del homicida de 80 años, y a quien se le dictó una sentencia de 28 años de prisión, aun no han pagado los carca de 463 mil pesos fijados por la ley como indemnización.

“Nunca se ha acercado nadie a las víctimas indirectas, que es la familia de mi hija, a preguntar cómo se pueden arreglar o algo, Ah, pero eso sí, el señor se jactaba de pagar licenciados y de pagar a gentes nefastas con terrenos”, acusó Adela Flores.

Rubí, que en ese entonces tenía 37 años y se dedicaba al comercio, dejó en la orfandad a dos hijos adolescentes, de los cuales se hace cargo su abuela Adela Flores, de más de 60 años.

“Los niños se quedaron solos, sin su mamá, yo ya soy una vieja y no puedo ocupar el lugar de su mamá”.

Doña Adela relató que antes de su muerte su hija ya había recibido múltiple amenazas por parte Lucio y su familia, quienes intentaban despojarla de un terreno en las calles de José María Godívar y General Charles, en el citado sector.

Hasta el mediodía del domingo 18 de diciembre de 2016 que Rubí se dirigía a su casa y se topó con Lucio quien, tras una discusión por ese terreno, le asestó dos balazos, uno en el maxilar y otro en la nuca.

LO QUIEREN LIBERAR

Adela Flores señaló además que los abogados de Soto Flores, el homicida de su hija, están promoviendo diversos recursos legales para tratar de acceder al beneficio de la prisión domiciliaria, dadas las deficientes condiciones de salud que padece el imputado.  

Situación que ha puesto en alerta a los vecinos de la colonia Lomas de Chapultepec de la que Lucio Soto Flores se había posesionado mediante el uso de las armas., el chantaje y la extorsión.

“Y como ya se van regularizar esos terrenos pues”.

HOMICIDA ES UN HOMBRE VIOLENTO

La madre de Rubí recordó que Lucio Soto ya tenía antecedentes penales por el asesinato con arma de fuego de una mujer embarazada hace unos 30 años, también por un pleito de terrenos.

La mujer pidió la intervención de las autoridades para que se haga justicia, tanto en el pago de la reparación del daño a la familia de Rubí, como en el cumplimiento de la condena del su homicida.