Ante este escenario, el Gobierno federal anunció la compra de cuatro barcos con gas natural licuado. ESPECIAL
Califican expertos y autoridades como ‘suicida’ plan de 4T. País sin capacidad para producir y almacenar gas necesario

México ha “quedado de rodillas” en materia energética por la política que se ha seguido durante el actual gobierno federal, luego de lo exhibido con apagones en 29 de los 32 estados del país, coincidieron expertos y autoridades.

Rogelio Montemayor, presidente del Clúster de Energía de Coahuila, advirtió que el país queda a merced del mercado norteamericano, ante la alta dependencia que se tiene en la compra de gas.

“Cualquier fenómeno natural, cualquier acto terrorista, cualquier decisión política del Gobierno de EU cerrando la válvula nos pone de rodillas, y es lo que estamos viviendo ahorita”, dijo ayer Montemayor en entrevista radiofónica con Ciro Gómez Leyva en Radio Fórmula.

Alrededor del 70 por ciento de la energía eléctrica en México se genera a base de gas natural en las plantas de “ciclo combinado”, casi el 90 por ciento de este gas importado de Estados Unidos, de acuerdo con cifras dadas a conocer por Montemayor.

 

Cualquier fenómeno natural, cualquier acto terrorista, cualquier decisión política del Gobierno de EU cerrando la válvula nos pone de rodillas, y es lo que estamos viviendo ahorita”.
Rogelio Montemayor, presidente del Clúster de Energía de Coahuila.

Por ello, la situación se agrava, luego de que el Gobierno de Texas -estado con la mayor producción de gas en la Unión Americana- anunciara que suspendía exportaciones de gas natural hasta el 21 de febrero.

Los precios del gas natural se han disparado ante la demanda que se ha tenido por las bajas temperaturas en gran parte de Estados Unidos y el norte de México. El millón de BTU (unidad térmica británica, por sus siglas en inglés) pasó de tres a casi 200 dólares en la última semana.

“Lo que hemos escuchado de expertos en el sector es que aparentemente Pemex y sobre todo la CFE no compró futuros o no nominó contratos de largo plazo de gas, que por lo general así se hace, pactando precios y calendarización en las entregas del insumo”, explicó Montemayor en entrevista con VANGUARDIA.

En los últimos 10 años, México ha reducido 49 por ciento su producción de gas y ha aumentado 3.75 veces la importación del energético.

Además, de acuerdo con el Centro Nacional de Control del Gas Natural, se tiene muy poca capacidad para almacenar, ya que solo se puede tener inventario para 1.5 días. En Europa hay países que almacenan el consumo de hasta 151 días.

POLÍTICA ‘SUICIDA’

El gobernador de Coahuila, Miguel Riquelme, coincidió con el Clúster de Energía al afirmar que es suicida la política energética del gobierno.

“Estamos convencidos que la política energética de este gobierno no tiene rumbo y jamás aseguraría la soberanía energética de nuestro país. En resumen: la iniciativa presentada por el Gobierno Federal es suicida”, dijo Riquelme al referirse a la reforma eléctrica.

El Mandatario estatal sostuvo que Coahuila es testigo de que existía un plan para la extracción de gas, denominado Plan Quinquenal 2015-2019, había un contrato en el municipio de Hidalgo y se suspendió, cuando en este momento se estaría con una producción de 117 millones cúbicos de gas natural de un solo campo.

Ante este escenario, el Gobierno federal anunció la compra de cuatro barcos con gas natural licuado.

Sin embargo, expertos como Ramses Pech consideraron que el impacto por cuatro días de falta de gas será de 20 mil millones de pesos. Ese monto se podría destinar para invertir en 400 pozos en la zona de Burgos que producirán mil 200 millones de pies cúbicos diarios. Con información de Rebeca Ramírez, Radio Fórmula y Agencias