El nuevo trazo está en etapa de diseño, y la próxima semana el Ejecutivo estatal regresará a la Ciudad de México para ver los avances. Foto: Vanguardia/Archivo
Advierte Gobernador que el proyecto no garantiza al 100% la seguridad del tramo

A fin de reducir el número de accidentes en “Los Chorros”, la inversión requerida de un nuevo trazo en ese tramo de la carretera federal 57 sería de aproximadamente mil millones de pesos, reveló el gobernador Rubén Moreira Valdez.

Y es que, tras la reunión que sostuvo con el director de Caminos y Puentes Federales (Capufe), Benito Neme Sastré, el Mandatario informó que esa vía es el punto de mayor incidencia de percances vehiculares del País, dentro de la red carretera que tiene a su cargo el organismo. 

Sin embargo, Moreira Valdez aclaró que el proyecto y el gasto estimado no garantizan al 100 por ciento la seguridad en la pendiente. 

“Vamos a buscar un nuevo trazo”, dijo, “nosotros calculamos que la inversión para el nuevo trazo puede ser de unos mil millones de pesos, pero esto no quiere decir que no habrá accidentes”.

Con una extensión de 11 kilómetros y un declive de 700 metros, aproximadamente, los tráileres acaparan las estadísticas de accidentalidad en “Los Chorros”; según datos de Capufe, apuntó el Ejecutivo estatal, protagonizan el 86 por ciento de los casos, la mayoría por rebasar los límites de velocidad y el peso permitido.

Muestra de ello, fueron los acontecimientos registrados en la última semana: el 7 de octubre, un tráiler provocó la muerte de cinco personas en dicho tramo, tras impactar el vehículo en que viajaban, y dos días después otra unidad volcó en la misma zona.

Además, comentó el Gobernador, “Los Chorros” también encabezan la estadística nacional de más infracciones aplicadas en una zona por parte de la Policía Federal.

“Se está trabajando en un nuevo trazo. Mucho mejor, seguramente, que debe aumentar la seguridad, pero también, hay que decirlo, si no se disminuye la velocidad, pues seguirá habiendo accidentes”, enfatizó.

El nuevo trazo está en etapa de diseño, y la próxima semana el Ejecutivo estatal regresará a la Ciudad de México para ver los avances.