Archivo
El presidente Andrés Manuel López Obrador señaló es muy probable que se rife el avión presidencial TP01 y reiteró que esta semana se definirá el futuro del Boeing 787

El coordinador de Morena, Mario Delgado Carrillo, y el diputado, Raúl Eduardo Bonifaz Moedano, presentaron una iniciativa para modificar el artículo 132 de la Ley General de Bienes Nacionales y los artículos 31 y 38 de la Ley Federal para la Administración y Enajenación de Bienes del Sector Público para que los bienes del Estado pueda ser sorteados.

En la Gaceta Parlamentaria de este miércoles, se establece en la iniciativa para que en la Ley Federal para la Administración y Enajenación de Bienes del Sector Público los procedimientos de enajenación de parte del Instituto para Devolverle al Pueblo lo Robado podrán ser a través de la donación, compraventa, que incluye la permuta y cualesquiera otras formas jurídicas de transmisión de la propiedad, a través de la licitación pública, subaste, remate, sorteo o adjudicación.

Además, en el artículo 38 se describe que el Instituto (para Devolverle al Pueblo lo Robado), podrá vender los Bienes a través de los siguientes procedimientos: "Licitación Pública; Subasta, Remate, o Adjudicación Directa" y ahora se propone el sorteo.

Cabe recordar que el pasado lunes, el presidente Andrés Manuel López Obrador señaló es muy probable que se rife el avión presidencial TP01 y reiteró que esta semana se definirá el futuro del Boeing 787.

En la conferencia de prensa matutina, en Palacio Nacional, el titular del Ejecutivo dijo que dicha opción más viable. "Es muy probable que se rife el avión presidencial", aseguró el presidente.

El presidente ha señalado que la rifa del "Dreamliner" la podría organizar la Lotería Nacional con  6 millones de cachitos a 500 pesos cada uno y como fecha tentativa del “magno sorteo” podría es el 5 de mayo próximo cuando se conmemora la Batalla de Puebla.

De acuerdo con el último avalúo de la oficina de transparencia de la ONU, el avión presidencial que usó el expresidente Enrique Peña Nieto para sus traslados tiene un costo de 130 millones de dólares, que al tipo de cambio serían 2 mil 500 millones de pesos.