Fotos: Christopher Vanegas
Su esposo, y responsable del accidente, terminó gravemente lesionado

Una mujer perdió la vida aplastada por el auto donde viajaba. Iba en compañía de su pareja, ambos con unos tragos de más y en determinado momento él perdió el control y volcó.

Su esposo y el responsable del accidente, terminó gravemente lesionado por lo que lucha por su vida en un nosocomio de la localidad.

Al filo de las 2 de la mañana la pareja venía de Ramos Arizpe, circulando sobre la carretera Monterrey-Saltillo de norte a sur. Quien conducía era José Guadalupe Hernadez García, de 25 años, su copiloto era su esposa Diana Yadira Perez Aguilar, de 27 años.

Pretendían llegar a su domicilio, en la colonia Emiliano Zapata, sin embargo una mala maniobra por parte de José los llevó a irse en contra del muro de contención, saliéndose del camino y volcando en repetidas ocasiones.

Fotos: Christopher Vanegas

Diana no portaba el cinturón por lo que en una de las volteretas salió de la camioneta, y a la siguiente vuelta fue aplastada por la misma por lo que perdió la vida al instante, mientras que su esposo quedó gravemente lesionado al golpearse contra el parabrisas.

Automovilistas que pasaban por la zona hicieron el reporte del accidente al sistema de emergencias.

En la brevedad de lo posible llegaron paramédicos de Cruz Roja y elementos de la Policía Municipal de Ramos Arizpe. Los socorristas fueron quienes confirmaron el deceso, concentrando su atención en el conductor quien terminó con lesiones de gravedad, por lo que lo abordaron a la ambulancia y lo trasladaron a la clínica dos del seguro social, en donde se reporta como delicado de salud, por lo que se hace todo lo humanamente posible por mantenerlo con vida.

En tanto elementos Policiacos de Ramos Arizpe cerraron la circulación de la carretera, en lo que agentes del grupo de homicidios de la Fiscalia General del Estado comenzaron a realizar las indagatorias correspondientes, abriendo la circulación de la carretera hasta casi las 4 de la mañana, hora que realizaron el levantamiento del cadaver para trasladarlo al SEMEFO.

Fotos: Christopher Vanegas