Foto: Especial
Por la crisis, peligran más de 130 empleos en la Diócesis de Saltillo

De acuerdo con el Patronato de la Casa de la Iglesia, cada parroquia gasta un promedio entre 20 mil y 35 mil pesos al mes, los cuales han dejado de percibir por falta de limosnas, por lo que están en riesgo más de 130 empleos.

Ana González en integrante de este patronato y explica que con este cierre de templos y prohibición de actividades masivas como las misas, se la están viendo difícil por la falta de limosnas. 

“Hay una necesidad muy apremiante. Hay una pandemia económica, de angustia, de insomnio, pero al mismo tiempo hay otro contagio de que nos preocupa: apoyar a lo demás. La Iglesia vive de limosnas y cada fin de semana es la colecta por eso hemos organizado el Moneypool, una aplicación a travez de la cual se puede colaborar.

Señaló que alrededor del 50 por ciento de las parroquias se vieron en la necesidad de pedir apoyo para mantener alrededor de 130 empleos.

Además deben de pagar alrededor de 20 a 35 mil pesos mensuales en gastos y sueldos.

El 50 por ciento de las iglesias necesitan ayuda. “No vemos la luz. No sabemos cuánto más tiempo estaremos así. Seguimos invitando al Money Pool, a la buena voluntad de la comunidad”, señaló.

El Diócesis de Saltillo ha puesto a disposición esta aplicación para poder recibir limosnas y rescatar a la Iglesia.

Hasta ahora son al menos el 50 por ciento de las 98 parroquias que tienen la Diócesis las que se encuentran en números rojos.

Hay parroquias que no están cerca del Centro Histórico y que la pasan más mal.

La Diócesis abarca 18 municipios de los 38 que tiene el Estado.

DATOS

Hay 200 sacerdotes que atienden las necesidades espirituales de la población.

50 por ciento de los templos católicos atraviesan por severa crisis económica