Marginación. Las casas están a pocos metros del cerro; sí hay transporte urbano. | Foto: HÉCTOR GARCÍA
Son 60 las familias que habitan en predio irregular en Loma Linda

Entre gritos, agresiones verbales y físicas, vecinos que habitan los tejabanes ubicados en terrenos municipales de la calle Pastizales en la colonia Loma Linda, se disputaron un predio, lo que movilizó a unidades de la Policía Municipal.

Todo ocurrió luego de que un grupo de posesionarios despojó a un hombre de la tercera edad de su tejabán, alegando los agresores ser dueños de la tierra, a pesar de que todos viven de forma irregular pues son decenas de familias que pertenecen a la agrupación Antorcha Campesina, y que fueron reubicadas.

“Desde anoche hay problemas porque desalojaron a un señor del terreno, pero son las mismas compañeras que están arrebatándole terrenos a gente que no se puede defender, todos somos de la misma organización y ahorita pues se armó la pelea”, dijo la señora Margarita Monsiváis, quien es una de las lideresas en esta colonia.

Invasores. Decenas de posesionarios habitan en casas hechas de cartón, madera y láminas; ahí soportan lluvias, heladas y calores extremos.

Desde hace poco más de un año, más de 60 familias fueron reubicadas de sitios como Morelos Quinto Sector, todos integrantes de Antorcha Campesina, la mayoría vive en casas improvisadas de cartón y madera, y solo unas cuantas, empiezan a construir su pie de casa y a levantar paredes para proteger a sus hijos de las inclemencias del clima.

En esta zona de la Loma Linda viven sin energía eléctrica, con sistema ineficiente de agua comunitaria y entre basura, sillones rotos, inodoros y perros callejeros que abundan por toda la zona. 

Vigilancia. Con perros, algunos de los vecinos cuidan su “casa”. | Foto: HÉCTOR GARCÍA

“Pues nos prometieron que nos van a dar papeles de los terrenos, también ya está apalabrada la luz, hasta hicimos los postes en cada manzana, así como el agua que ya tenemos a veces, pero no sabemos cuándo van a apoyarnos, pero eso es lo que queremos para evitar todo esto”, dice una de las dirigentes.

La mayoría de los habitantes de estas tierras de tejabanes son niños y niñas, de hecho, una gran cantidad de menores se ven solos por las calles, jugando, corriendo e incluso en medio de la pelea que llegó hasta los golpes y empujones.

Zafarrancho. La disputa de predios llegó hasta los empujones y agresiones verbales. | Foto: HÉCTOR GARCÍA

El Dato: 

  • Todas pertenecen al movimiento “Antorcha Campesina”.
  • Fueron reubicadas de otros lugares como de la Morelos Quinto Sector.
  • No tienen electricidad.
  • El servicio de agua es irregular la mayor parte del día.