Foto: Tomada de Internet
La moneda mexicana pierde por la posibilidad de que las negociaciones del TLCAN se puedan extender más allá de agosto, ante los temas que faltan por cerrar y la ausencia de Canadá

CIUDAD DE MÉXICO.- La moneda mexicana inició este viernes apoyada por la expectativa de que la Fed no se saldrá de su política de aumentos graduales en su tasa, pero después de medio día el entusiasmo se 'enfrió', debido a noticias provenientes del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

El secretario de Economía de México, Ildefonso Guajardo, declaró que hay avances en las negociaciones del TLCAN, aunque se mostró cauteloso con respecto a su terminación: “Desafortunadamente, incluso sí estas extremadamente comprometido, siempre hay algo de último momento que puede colocarse entre tú y tus objetivos”.

El dólar interbancario cerró el viernes en 18.9345 unidades, con base en cifras publicadas por el Banco de México. En el día, el peso retrocedió 3.45 centavos, semejante a 0.18 por ciento.

En ventanilla bancaria, el billete verde se vende en 19.25 unidades, cifra menor a las 19.30 reportadas el jueves como cierre por Citibanamex.

El tipo de cambio alcanzó un máximo en 19.0083 unidades, mientras que el mínimo se ubicó en 18.7787 unidades, en el mercado de mayoreo.

En la semana, la moneda mexicana reportó un balance positivo, al acumular una apreciación de 0.30 por ciento.

El tipo de cambio reportó fuertes altibajos, provocados al final por temores en torno a los tiempos de las negociaciones del TLCAN.

Ildefonso Guajardo, secretario de Economía de México, recordó que en las negociaciones bilaterales, existen todavía temas “que tienen que resolverse en un contexto trilateral, incluyendo la cláusula sunset, “porque implica la extensión del TLCAN, y el TLCAN es un acuerdo trilateral.”

Otro de los temas clave que pudieran retrasar las negociaciones del TLCAN se refiere al petróleo, de acuerdo a una nota publicada por Bloomberg, después del medio día.

Las negociaciones del TLCAN se prolongarán hasta la siguiente semana, y no se debe descartar que se puedan ir a 'tiempos extras', es decir después de agosto.

En operaciones de antes de medio día, la moneda mexicana operaba en terreno positivo apoyada por la debilidad del dólar y el repunte en los precios del petróleo.

El índice que mide el comportamiento del billete verde frente a una canasta de diez divisas retrocede 0.49 por ciento, como repuesta a noticias provenientes de la Fed.

El presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, declaró en la conferencia de banqueros centrales de Jackson Hole, Wyoming, que los fundamentos de la economía norteamericana son fuertes, por lo que se continuará subiendo las tasas de interés, aunque de una forma gradual.

Dentro del marco de la conferencia, también se dieron visiones encontradas en torno al camino que debe seguir la política monetaria.

Mientras que para el presidente de la Fed de St. Louis, James Bullard, las tasas deben dejar de subir, para Loretta Mester, de la Fed de Cleveland, dice que aumentarlas de forma gradual es lo apropiado.

Después de las declaraciones de los funcionarios de la Fed, la probabilidad de un alza en la tasa de la Fed se mantuvo elevada en 92.3 por ciento, marginalmente inferior al 94.6 observado más temprano.

En otro ámbito, se registra un comportamiento positivo en el mercado petrolero, situación que contribuye a atenuar la caída de la moneda mexicana.

El precio del crudo tipo West Texas sube 1.53 por ciento a 68.83 dólares por barril, mientras que el tipo Brent aumenta 1.36 por ciento a 75.75 dólares.

En lo interno, se dio a conocer que la cifra revisada para la economía mexicana, con una contracción de -0.2 por ciento, mayor al -0.1 dado a conocer de forma preliminar por el Inegi.

El enfriamiento en el dinamismo de la economía no favorece a una recuperación fuerte del peso, debido a su efecto que esto tendría en la competitividad del sector exportador.

En la subasta para renovar el vencimiento de coberturas cambiarias, a un plazo de 62 días, la demanda fue de 735 millones de dólares, la cual superó en 2.45 veces a los 300 millones finalmente colocados.

El tipo de cambio presenta una resistencia en 19.40 unidades. En tanto, el soporte se encuentra en 18.40 pesos en el mercado de mayoreo.