Foto: Profepa
Los animales eran resguardados por un depositario, quien ahora enfrentará cargos por abuso de confianza

Nuevo León.-  Doce ejemplares de venado cola blanca se encuentran desaparecidos, esto luego de que la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) confiara su resguardo a un depositario.

En marzo pasado, la dependencia encontró 12 venados (Odocoileus Virginianus), seis machos, cinco hembras y una cría,  en una propiedad de Lampazos de Naranjo.

Al no poder acreditar la procedencia de los especímenes, Profepa permitió al locatario su guarda y custodia hasta legalizar su situación.

Cuatro meses después de "asegurarlos", inspectores de dicho organismo visitaron el lugar para verificar el estado de salud de los venados, pero ya no estaban.

Tras la pérdida, el área jurídica de la Profepa denunció al depositario ante el Ministerio Público de la Federación, por abuso de confianza y posesión.

El Venado Cola Blanca es una especie que se encuentra en veda, es decir que solo se puede cazar en las épocas establecidas por la Semarnat a través de la Dirección General de Parques y Vida Silvestre.

Además el Artículo 420 del Código Penal Federal marca una pena de uno a nueve años de prisión por  poseer ilícitamente algún ejemplar de una especie de fauna silvestre terrestre o en veda, considerada en peligro de extinción.