Aldo Fasci propuso un programa de inteligencia a nivel nacional para la prevención del delito. | Foto: Omar Saucedo
Los expertos participaron en un panel con estudiantes del Tecnológico de Monterrey

La creación de la Guardia Nacional podría ser positiva para el país con la condición de que su mando sea civil, consideraron legisladores federales y autoridades de Nuevo León en materia de seguridad en un panel con estudiantes del Tecnológico de Monterrey. 

El panel de discusión fue organizado por la Sociedad de Alumnos de las Licenciaturas en Derecho y Derecho y Finanzas del Tecnológico de Monterrey y como ponentes estuvieron Tatiana Clouthier, diputada federal; Samuel García, senador y Aldo Fasci, titular de la Secretaría de Seguridad Pública de Nuevo León. 

Los ponentes discutieron, a partir de la situación actual del país en materia de seguridad, la factibilidad de la Guardia Nacional, si podría tener las facultades de investigación, si no violan la soberanía de los estados y si la figura viola o no el Constitucionalismo. 

“Yo estoy a favor de una Guardia Nacional con mando civil. El planteamiento del presidente Andrés Manuel López Obrador es positivo como un plan integral. Por primera vez se reconoce que se tiene Estado de descomposición en materia de seguridad y se plantea un proyecto para ello”, opinó Tatiana Clouthier. 

Por su parte, Aldo Fasci señaló que la creación de la Guardia Nacional tendría que ir acompañada de un fortalecimiento de las policías municipales y estatales, así como de un programa de inteligencia a nivel nacional para la prevención del delito. 

Dijo estar de acuerdo en una Guardia de carácter civil. El senador Samuel García dijo que aunque la Guardia Nacional no va a cambiar al país por sí solo, está de acuerdo en su implementación, siempre y cuando cumpla con algunos requisitos. 

“Que sea civil, que no viole el federalismo, que tenga contrapesos en el Senado. Yo estaría a favor de una reforma constitucional, bien acotadas las tareas de los mandos militares, porque ahora parece que les quieren dar atribuciones que no les corresponden como administrar aeropuertos”, concluyó el legislador.