Archivo
La campaña de extorsión cibernética de rápida expansión amainó por segundo día consecutivo el martes.

WASHINGTON.- Los Gobiernos centraron su atención en una posible nueva ola de ciberamenazas, después de que el grupo que filtró las herramientas estadunidenses de piratería informática usadas para lanzar el ataque global del “ransomware” WannaCry advirtió que podría liberar más códigos maliciosos.

La campaña de extorsión cibernética de rápida expansión, que ha infectado más de 300 mil computadoras a nivel mundial desde el viernes, amainó por segundo día consecutivo el martes.

El ataque incluye códigos de la Agencia de Seguridad Nacional de EU y fueron filtrados en internet en abril.
Shadow Brokers, el grupo que se adjudicó la responsabilidad, amenazó con divulgar más códigos para permitir que hackers  ingresen a las computadoras, el software y los teléfonos más usados del mundo.

El grupo prometió que desde junio entregará software a quien pague por los mayores secretos comerciales del mundo tecnológico. 

AMENAZA
Shadow Brokers amenazó con liberar información sobre los bancos que usan la red internacional de transferencia de dinero SWIFT y de los programas nucleares y de misiles de Rusia, China, Irán y Corea del Norte.

Con información de Excélsior