Foto: Cuartoscuro
Hasta octubre del presente año se registraron 121 mil 948 homicidios dolosos durante su administración, que inició en diciembre de 2012

Sin embargo, de acuerdo a Reforma, falta por contabilizar el último mes y de mantenerse la tendencia de octubre pasado de 2 mil 460 muertes violentas, se alcanzaría la cifra de 124, 408 asesinatos.

Felipe Calderón cerró su sexenio con 103 mil ejecutados. El 2018 será el año con más homicidios dolosos del que se tenga registro.

Se añade en el artículo de Reforma que entre enero y octubre de 2018, las Procuradurías y Fiscalías estatales iniciaron 24 mil 22 carpetas de investigación por ese delito.

Aquella cantidad no sólo es 16.5 por ciento mayor a la del mismo periodo del año pasado (20 mil 616), sino ques es la más alta para un lapso idéntico por lo menos desde 1997.

Si en los últimos dos meses de 2018 se mantiene el promedio de los primeros 10, este año cerrará con casi 29 mil casos y, por mucho, desplazará a 2017 como el año más violento.
 

En octubre se iniciaron 2 mil 460 carpetas, 3.7 por ciento menos que en septiembre. Sin embargo, es el quinto registro mensual más alto de los últimos 21 años.

De acuerdo a estadísticas del SESNSP indican que  en los primeros 10 meses de 2018 hubo 27 mil 792 víctimas de homicidio doloso, de las cuales 2 mil 817 se registraron en octubre.

Del total de víctimas entre enero y octubre, mil 967, que representan el 70 por ciento del total, murieron por disparo de arma de fuego.

Otras 317 fallecieron por heridas con arma blanca, 496 con "otro elemento", y de 42 víctimas no se especificó.

Reforma concluye el artículo mencionando que aunque lanzó estrategias emergentes, como el plan de seguridad en los 50 municipios más violentos, la reactivación del programa de prevención del delito y el operativo Escudo-Titán.

Sin embargo, el homicidio mantuvo una curva ascendente y este año ha llegado a niveles sin precedentes.

Las autoridades lo han atribuido a factores como la debilidad de las Policías locales, la proliferación de armas, el sistema penal acusatorio e incluso los cambios de gobierno.