"Yo no tengo problemas con ningún cartel. Yo fui a la Arena Monterrey y también ahí recibí un tweet que decía que si me subía a cantar, me iban a matar, yo lo único que hice fue apagar mi teléfono y subirme a cantar, obvio me puse tensa, pero salí a cantar”, comentó en entrevista inédita que acaba de dar a conocer su amigo Pepe Garza

A Jenni Rivera ya le habían avisado que la iban a matar. Eso iba a pasar si  subía al escenario de la Arena Monterrey, pero ella hizo caso omiso y ya todos saben el triste descenlace. Pero no lo dice alguien más, lo cuenta ella misma en una entrevista inédita en dónde revela las amenazasd de parte del narco que había en contra de ella.

Y es que a siete años de su muerte, el periodista Pepe Garza reveló una entrevista con ella y estuvieron presente los hijos de La Diva de la Banda, La Chiquis y Johnny Rivera. El audio alerta desde un inicio:  “Es una entrevista que esperamos nunca salga al aire. Hay una situación en México que está poniendo en riesgo la vida de muchos artistas”.

“Este 9 de diciembre revelaré una entrevista inédita de Jenni Rivera en mi canal de YouTube, donde confiesa estar siendo amenazada de muerte y decide despedirse de su público y su familia”, fue el texto que escribió Pepe Garza para acompañar el video.

Y para romper el hielo y luego de recordar como los conoció de niños, Pepe Garza aclaró que Jenni se le acercó porque había recibido amenazas de muerte y quería dejar testimonio de esto. Luego de aclarar esta situacióin, Garza lanzó la primera pregunta: “¿alguna vez les comentó su mamá que había tenido amenazas?”, a los que La Chiquis respondió: “Ese año sí me acuerdo que mi mamá había comentado que le habían llamado para que no fuera a una ciudad en México, para que no la fueran a matar, ella siempre daba la cara, se encomendó a Dios y fue y gracias a Dios regresó bien”, dijo.

 

Johnny recordó antes de escuchar la entrevista algo que le escuchó a su mamá y que le llamó la atención: Su madre realizó una petición a uno de sus tíos, Juan Rivera, para que estuviera pendiente de sus hijos y que nunca les faltara dinero. El audio con la voz de Jenni entró de lleno y ella habló de las amenazas que había recibido: “Hoy es miércoles 27 de julio y son las 4 de la tarde, y yo quise hacer la entrevista porque hoy mismo recibí un correo de parte de una persona que está por hacer un concierto mío en Arizona y hasta el FBI se comunicó con ellos queriendo hablar conmigo... ellos saben de las amenazas de muerte que yo he recibido”, dice Jenni Rivera en el audio. “Me siento intranquila, porque ya está involucrada gente profesional, pero tengo que ir y le pedí a mi esposo - en ese entonces Esteban Loaiza- que no me acompañara, yo le pedí que se quedara y que se quedara con mis hijos por si algo llega a suceder, pues me voy yo sola, que no se vaya conmigo, sobre todo para que no vaya a dejar a mis hijos sola”, continúa con la narración.

Cuando el conductor le cuestiona el porqué de estas llamaadas en dónde la alertan de que le van a hacer daño: "No tengo idea, mi negocio no es nada ilícito, al contrario, trabajo mucho no me meto con nadie que ni bien ni mal, a mí me gustaría que la gente supiera que si ha ido gente a mis palenques o si me piden fotos no lo niego, yo trato con mucho respecto a la gente, yo no tengo problemas con ninguna agrupación ni ningún cartel. Yo fui a la Arena Monterrey y también ahí recibí un tweet que decía que si me subía a cantar, los zetas me iban a matar, yo lo único que hice fue apagar mi teléfono y subirme a cantar, obvio me puse tensa, pero salí a cantar”, explicó Jenni Rivera. 

Los hijos de Jenni decían que estaba obsesionada con fallecer de manera trágica: "Nació para ser una leyenda", dice el hijo de la famosa, "ella estaba segura respecto a que moriría de manera trágica, de alguna manera estaba obsesionada con muertes como la de Selena o la misma princesa Diana", concluye. "El año en el que Jenni murió, quería descansar, estaba cansada", aseguró Chiquis Rivera mientras se limpia las lágrimas. 

Finalmente en uno de los fragmentos del material, Jenni platicó la ocasión en la que tuvo que escapar de un grupo de sicarios armados en Tamaulipas luego de una presentación que realizó en la feria de dicho estado.

“Esa noche me iba a subir a cantar, ya estaba la presentación, la banda tocando el primer tema y no sé qué sucedió que pensaron que venían no sé qué grupo, se rumoraba eso, era un grupo de tal personas, y esa multitud de gente empezó a correr rumbo al escenario”, comparte la cantante.

“(…) junto con ellos corrí yo por las calles de Reynosa, eso fue el año pasado, estaba mi esposo conmigo, mi mánager, la gente de mi equipo, nos escondimos en una camioneta, porque decían que venían armados, entonces no pude ni cantar”, continúa en su historia la hermana de Lupillo Rivera.