Argumento. David Colmenares negó que actuar de mala fe. Foto: CUARTOSCURO
En entrevista con el periodista Joaquín López-Dóriga para Radio Fórmula, el auditor contestó: “Yo te puedo decir que en estos casos habría todo, pero no mala fe”

CDMX.- Ante la polémica que se ha generado en los últimos días por el informe sobre el costo de la cancelación del aeropuerto de Texcoco, David Colmenares, titular de la Auditoría Superior de la Federación, aseguró que no hubo mala fe en la estimación y descartó renunciar a su cargo.

En entrevista con el periodista Joaquín López-Dóriga para Radio Fórmula, el auditor contestó: “Yo te puedo decir que en estos casos habría todo, pero no mala fe”.

También recalcó que la ASF no es un órgano político y tampoco es militante de algún partido político. “Obviamente a nosotros nos afecta el clima político, pero nosotros no tenemos ningún interés partidista ni de mala fe, respecto al gobierno ni a otra fuerza política del país”, destacó.

Al ser cuestionado si está dispuesto a renunciar, Colmenares respondió que no, al no existir alguna causa legal: “No... si no hay una causa legal, fundamental, claro que no”.

RECIBE CARTA

La presidenta de la Cámara de Diputados, Dulce María Sauri, informó que ya recibió la carta del presidente, Andrés Manuel López Obrador, para solicitar una investigación a la ASF.

La presidenta de San Lázaro informó que esta petición será turnada a la Comisión de Vigilancia de la Cámara de Diputados.

Recordó que el próximo lunes, Colmenares y varios funcionarios más de la ASF están citados a una reunión el próximo lunes para abundar en los informes individuales de la Cuenta pública 2019.