Foto: Francisco Rodríguez
Reyes Flores Hurtado, delegado en Coahuila del gobierno federal, aseguró que las universidades del Bienestar Benito Juárez funcionaron bien pese a la pandemia por el coronavirus y continuaron sus clases en línea

Reyes Flores Hurtado, delegado en Coahuila del gobierno federal, aseguró que las universidades del Bienestar Benito Juárez funcionaron bien pese a la pandemia por el coronavirus y continuaron sus clases en línea.

Descartó que pese ser de reciente creación o que muchos de los estudiantes son de escasos recursos, se tuvieran obstáculos para las clases en líneas.

De cualquier manera en los ejidos tienen señales, sí se ha cumplido. Una universidad en la que quieras, todos tienen celular, y las comunidades tienen acceso a internet”, aseguró.

Dijo que los estudiantes de universidad tienen más accesos a las tecnologías, por lo que no hubo impedimento para seguir con las clases.

Actualmente en Coahuila están funcionando dos universidades del Bienestar, una en Francisco I. Madero y la otra en Piedras Negras. Además, se tiene otro proyecto aprobado para crear una nueva en el municipio de Viesca, donde se abriría la licenciatura en enfermería y obstetricia.

Reyes Flores mencionó que actualmente se encuentra en el proceso para contar con el terreno y entonces arrancar la construcción de la universidad.

Actualmente entre las dos universidades de Madero y Piedras Negras, hay cerca de 280 alumnos.

“La inversión de la universidad de Viesca no se ha aprobado todavía hasta en tanto no se tenga clara la demanda de matrícula. Va a depender de las etapas, la de Madero tiene por ejemplo 10 millones de pesos asignados para la infraestructura, está muy avanzada”, comentó.

El delegado del gobierno federal aseguró que hasta el momento no hay registro de problemas de deserción entre el alumnado y recordó que los estudiantes que ingresan a la universidad tienen una beca de 2 mil 400 pesos mensuales.