“Blindan” los boletos para la visita del Papa

Nacional
/ 26 diciembre 2015

Se prevé que se emitan alrededor de un millón de boletos con hologramas o código de barras, que se estima, serán repartidos en las diócesis del país a las que acudirá el jerarca de la iglesia católica.

MÉXICO, D.F.- A fin de evitar la venta de boletos para asistir a los eventos del papa Francisco durante su visita a México en febrero próximo e incluso impedir que se elaboren algunos apócrifos, se seguirán protocolos de seguridad que establecerá el Estado Mayor Presidencial.

Se prevé que se emitan alrededor de un millón de boletos con hologramas o código de barras, que se estima, serán repartidos en las diócesis del país a las que acudirá el jerarca de la iglesia católica.

El secretario general de la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM), Eugenio Lira Rugarcía, explicó a EL UNIVERSAL que los boletos serán repartidos días antes de la realización de los eventos, aunque la fecha exacta de su distribución dependerá del acuerdo que establezcan con el Estado Mayor Presidencial, ya que se mandarán a imprimir y después los tendrán bajo resguardo, como medida de seguridad.

“Ellos (el Estado Mayor Presidencial) nos explican qué especificaciones debe tener el boleto, si es oportuno ponerle un código de barras, se hablaba de que se podrían poner hologramas. Estos detalles se afinarán durante el próximo mes, en enero veremos qué elementos de seguridad se incluirán para evitar, por ejemplo, que se puedan clonar, porque hay gente que hace boletos pirata y se dan el lujo de venderlos”, comentó el prelado.

Lira Rugarcía llamó a la población a “no dejarse sorprender” por quienes pudiera intentar aprovechar la visita de Su Santidad para lucrar. Reiteró que los boletos son gratuitos, y sólo serán distribuidos por las Diócesis y “por razones de seguridad” serán repartidos con unos días de anticipación a las actividades del pontífice argentino.

“Se hará un reparto equitativo entre todas las Diócesis del país y será cada obispo quien decidirá la forma de distribuirlos”, detalló el secretario general de la CEM.

La Arquidiócesis de México señaló que en lo que respecta a las actividades que el pontífice tendrá en la zona metropolitana, únicamente se emitirán boletos para la misa que se oficiará en la Basílica de Guadalupe, que serán repartidos tanto a los feligreses como a personas que no están cerca de la Iglesia, así como en otras entidades de la República Mexicana que quieran tener alguna representación en las actividades que se tienen programadas en el Distrito Federal.

Estimó que serán alrededor de un millón de boletos los que se mandarán a imprimir; comentó que aunque son pocos en comparación con todas las personas que tienen deseos de ver al papa Francisco, son los espacios que tienen disponibles.

Lira Rugarcía expuso que ante el cupo limitado para asistir a los diversos actos programados para Su Santidad, la gente tendrá mayores posibilidades de ver al jerarca católico en las vallas que se colocarán por las calles en las que pasará en papamóvil.

Reiteró que será en enero cuando se den a conocer las rutas por las que Jorge Bergoglio pasará durante sus traslados por vía terrestre en la ciudad de México, Ecatepec, San Cristóbal de Las Casas, Tuxtla Gutiérrez, Morelia y Ciudad Juárez.

En cuanto a la colecta para recaudar los recursos para financiar la visita papal, destacó que se están realizando en algunas diócesis y otras se efectuarán en enero, además de que algunas empresas están colaborando en especie.

El papa Francisco estará en territorio mexicano del 12 al 17 de febrero, durante esos días tendrá actividades en la capital del país, el Estado de México, Chiapas, Michoacán y Chihuahua; sostendrá encuentros con autoridades civiles y eclesiásticas, comunidades indígenas, jóvenes y reclusos, en busca de estar con diversos sectores.