Caso. El presunto asesino alcanzaría una pena de al menos 58 años de prisión por secuestro agravado, feminicidio e inhumación ilícita. ARCHIVO
El cuerpo desmembrado de una joven víctima de feminicidio fue hallado el 25 de agosto en la colonia Valencia

La Fiscalía General del Estado informó que a cinco meses del caso, la agencia especializada en búsqueda de personas aún no concluye con las diligencias para encontrar el cuerpo de Gabriela en el relleno sanitario de Saltillo.

La búsqueda de la joven de 23 años se inició horas después de que la Fiscalía se enteró que el asesino habría arrojado varias de las extremidades de la mujer en contenedores de la colonia.

A inicios de este año, el titular de la Fiscalía de Personas Desaparecidos, José Ángel Herrera, informó que hasta el día de hoy las búsquedas que han realizado no han dado ningún hallazgo positivo.

“Solo se revisaron los desechos de aproximadamente 5 meses después del evento, ya que la basura ahí se recolecta cada tercer día. Únicamente se registró el área del relleno donde se deposita la basura de esa colonia.

“Ya se había buscado en tres ocasiones y se busca por capas, pero hasta ahora no hemos encontrado nada”, dijo el Fiscal a VANGUARDIA a inicios de año.

Aunque todavía no se ha concluido la diligencia, las partes ya solicitaron una prórroga para la audiencia de investigación complementaria, donde se ampliarán las pruebas contra el acusado. Francisco “N”, presunto homicida de Gabriela y quien fuera su expareja.

Angustia. La madre de Gaby la buscó con esperanza todo el tiempo.

RECUENTO DE UNA ATROCIDAD

El cuerpo desmembrado de una joven fue hallado el 25 de agosto en la colonia Valencia.

Se temía que fuera el de una persona reportada desaparecida días antes.

Las pesquisas confirmaron que se trataba de Gabriela Elizabeth Rodríguez Saucedo, quien había sido vista por última vez el 11 de agosto.

Víctima. Gabriela Elizabeth Rodríguez Saucedo.

La ubicación del presunto homicida se dio gracias a los videos captados por las cámaras de seguridad de una tienda de Bodega Aurrerá, en los que se apreció que el sospechoso y la joven sostuvieron una discusión el domingo 11.

El torso de Gaby fue arrojado a un baldío de la calle Rentería, de la colonia Valencia; el resto del cuerpo no aparece.