Especial
El presidente de la AIERA, Mario Ricardo Hernández Saro, señaló que se evitarían despidos o afectaciones mayores en el Estado

Tras darse a conocer que General Motors y el sindicato United Auto Workers (UAW), habían llegado a un arreglo tentativo para poner fin a la huelga en Estados Unidos, el presidente de la AIERA, Mario Ricardo Hernández Saro, dijo que esto representa un oxígeno, no solo para General Motors, sino también para toda la cadena de suministro.

“Creo que esto va a venir ayudar a que todo quede en paro técnico sin que se tenga que hacer despidos, llega en un buen momento sí todavía el acuerdo definitivo o el levantamiento de la huelga se da la siguiente semana, se está a tiempo para evitar despidos o afectaciones mayores”, aseguró.

Mientras que la evaluación que hace del mes de huelga, es que generó un impacto importante, en su caso, tiene conocimiento de cinco empresas socias que realizaron paros técnicos en las líneas que eran de proveeduría de General Motors, en este caso cerca de 300 trabajadores afectados.

IMPACTO GRAVE

“Sin duda que fue un impacto grave, pero más allá de eso, es ver como región cómo nos hace recapacitar, revaluar o diversificar la industria que tenemos, ya que somos altamente dependientes de la industria automotriz que tiene sus ciclos muy marcados y solo nos acordamos de esa dependencia cuando tenemos crisis como la que acaba de pasar, que no fue tan grave como otras porque fue una situación de una huelga y no por el mercado”, aseguró.

Por ello, añadió que lo malo fueron las afectaciones que en sus salarios tuvieron los trabajadores, así como los trastornos operacionales para los proveedores de General Motors, pero sobretodo debe dejar la enseñanza de que como estado se debe rediseñar la estrategia y además de la automotriz, buscar otro tipo de industrias para tener todo balanceado.

A su vez, el presidente de Coparmex Coahuila Sureste y director de Relaciones Instituciones del GIS, Ricardo Sandoval Garza, reiteró que General Motors para el GIS no representa más del 7% del volumen de producción y se le surte a través de proveedores Tier 1, pero hasta el momento no hay baja en volumen; entre sus principales clientes están ZF y TRW, entre otros.

Por lo pronto, en el caso de empresas socias de Coparmex Coahuila Sureste, comentó que han visto que algunas tienen paros técnicos y estos repercuten en el bolsillo de los trabajadores porque se les paga la mitad del sueldo, algunos de ellos están tomando capacitación y otros en vacaciones.

En el caso del apoyo que se busca con el Infonavit para los trabajadores que están en paro técnico, Sandoval Garza manifestó que cuando suceda esto no hay que estarlos buscando, por ello, se está pelando y se hizo la recomendación que esto se esto se institucionalice siempre.

“Ahorita llega la mitad y le descuentan el pago (al trabajador) y si traen créditos con Fonacot, internos o de compras, la gente puede llevarse cero de ingresos, por ello, lo que buscamos es que con Infonavit haya un acuerdo para que cuando suceda esto sea de automático”, dijo.

Finalmente el presidente de la Canaco Saltillo, Eduardo Dávila Aguirre, al hacer referencia al acuerdo tentativo entre GM y UAW, comentó que eso es bueno y este tipo de acciones genera una reacción positiva que al final del día ayudan a limar asperezas. También reiteró que en el comercio, servicios y turismo no les llegó a impactar, aunque sabe que algunas industrias dejaron de producir por falta de materiales o productos que venían de EU.

POSTURA ACERCA DE UAW Y GENERAL MOTORS COMPANY

General Motors México a través de un comunicado emitió la postura acerca de UAW y GM Company, “Podemos confirmar la declaración del sindicato de la UAW con respecto a un potencial acuerdo. Conforme al sindicato, el Consejo Nacional de GM de la UAW se reunirá en privado el 17 de octubre de 2019 para revisar los detalles, donde votarán si recomendarán el acuerdo a todos los miembros de UAW y GM para su ratificación. Compartiremos información adicional a su debido tiempo”.

LOGRAN ACUERDO

DETROIT EU.- La automotriz estadunidense General Motors (GM) y el United Auto Workers (UAW), lograron un acuerdo en principio que podría ser ratificado por el consejo nacional de los trabajadores y terminar la huelga que ha durado un mes.

Voceros de ambas partes declinaron hablar a detalle sobre el documento que culminaría el movimiento, y que de acuerdo al Wall Street Journal, podría servir de modelo para empresas como Ford Motor Co. o Fiat Chrysler Automobiles.