Especial/ Esta semana la vacuna iraní ha entrado en la fase de pruebas en humanos y se espera que a finales de junio de 2021 comience su producción masiva
El presidente de Irán afirmó que Sadam y Trump fueron dos locos que impusieron contra la nación de Irán la guerra militar y económica

El presidente iraní, Hasan Rohaní, dijo este miércoles que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, tendrá un destino similar al fallecido dictador iraquí Sadam Husein, quien comenzó una guerra contra Irán.

“El destino de Trump no será mejor que el de Sadam, Sadam y Trump fueron dos locos que impusieron contra la nación de Irán la guerra militar y económica”, dijo Rohaní durante la sesión semanal del Gabinete, informó la web oficial de la Presidencia.

“Tuvimos dos criaturas locas que impusieron la guerra contra nuestra gente; Un loco era Saddam y el otro Trump, uno impuso la guerra militar y el otro la guerra económica contra nuestra gente”.

“En la guerra militar nos unimos e hicimos unánime nuestra voz para lograr la victoria y el día que ahorcaron a aquel loco vimos la victoria final”, agregó.

El presidente saliente de EE.UU., Donald Trump, retiró en 2018 a su país del acuerdo nuclear logrado en 2015 entre Irán y las seis grandes potencias mundiales e impuso duras sanciones contra el país persa.

Irán atraviesa una grave crisis económica debido a esas sanciones que han tenido una fuerte influencia en la vida de la gente.

Actualmente la elaboración de la vacuna contra COVID-19 se ha convertido en un reto para las autoridades de Irán, que con más de 54 mil muertos y un millón de contagiados es el país más afectado por la pandemia de Medio Oriente.

En su discurso Rohaní intentó tranquilizar a los ciudadanos, a los que prometió que todos accederán a la vacuna.

“Respecto al COVID-19, no tenemos ninguna preocupación para el futuro, ni para la elaboración ni para la producción de la vacuna”, dijo Rohaní y aseguró que “sobre la compra de la vacuna elaborada en el extranjero el Banco Central y el Ministerio de Salud están poniendo todo su empeño”.

Esta semana la vacuna iraní ha entrado en la fase de pruebas en humanos y se espera que a finales de junio de 2021 comience su producción masiva.