Los templos de la Diócesis de Saltillo no serán abiertos durante el mes de mayo, dijo el Obispo Raúl Vera.
Las iglesias y templos de la Diócesis de Saltillo, la más grande de la entidad, permanecerán cerradas por lo menos todo el mes de mayo, señalo el Obispo Raúl Vera López

Las iglesias y templos de la Diócesis de Saltillo, la más grande de la entidad, permanecerán cerradas por lo menos todo el mes de mayo, señalo el Obispo Raúl Vera López.

El jerarca católico dijo  que en el transcurso de la semana se reunirá con los sacerdotes responsables de las siete vicarías que conforman la Diócesis, a fin de determinar la forma en que se reactivarán los templos ya llegado el momento.

Cabe señalar que el plan de reactivación económica emitido la semana pasada por el Subcomité Técnico Regional COVID-19 Sureste no contempla, al menos directamente, a las iglesias o cultos religiosos, por lo que desde ayer hubo confusión entre la feligresía, que empezó a preguntar si se abrirían o no los templos.

Por su parte, la ambigüedad del plan dado a conocer por el subcomité,  movió a la Alianza Ministerial Evangélica de Saltillo, que aglutina a iglesias cristianas diferentes a las católicas, a enviar ayer un escrito al mismo subcomité para que se les defina las fechas precisas y requisitos bajo los cuales se reactivarán los cultos religiosos.

Aunque se intentó contactar a Jaime Guerra Pérez, coordinador del Subcomité Regional COVID-19 Sureste, éste no respondió  ni a llamadas ni mensajes en donde se le explicaba el motivo de la solicitud de entrevista.

DIÓCESIS DE SALTILLO

Tan sólo en la Diócesis de Saltillo, la más grande del Estado, hay 1 millón 465 mil 225 habitantes, en 18 municipios de la entidad.

“Siguiendo las indicaciones de la Secretaría de Salud, no termina la sana distancia antes de que termine el mes de mayo, nosotros nos ajustaremos a esa medida, no podemos echar a perder…es un contrasentido echar a perder la disciplina con la que hemos bajado un 74 por ciento el número de contagios”, expresó Vera López.

“No vamos a abrir los templos, no vamos a ser irresponsables de ser instrumentos de contagio, aquí es cuestión de conciencia…hermanos, no podemos hacer eso”, recalcó Vera López durante la transmisión por redes sociales de su misa.

El líder católico en la entidad señaló que las iglesias no son comercios, y en ese sentido, recalcó que seguirán cerrados y conminó a los feligreses a seguir las misas por las redes.

TEMPLOS EVANGÉLICOS

En ese sentido, Eduardo Pacheco, abogado de la Alianza Ministerial Evangélica, que concentra en Saltillo, Ramos Arizpe y Arteaga a 150 templos cristianos de todos tamaños que permanecen cerrados, indicó que ayer temprano enviaron una solicitud al Subcomité COVID Sureste para que se les detalle cómo actuar, luego de que el acuerdo no hace referencia a la cuestión de templos religiosos.

“Efectivamente, no se hizo una referencia a las actividades espirituales y religiosas, entonces, hoy (ayer) en la mañana, hicimos una solicitud al subcomité técnico COVID-19 Sureste para solicitar específicamente la información concreta de las fechas y los requisitos bajo las cuales se reactivarán las actividades religiosas”, informó.

Al asegurar que están listos para reactivar los cultos en cuanto lo definan las autoridades, subrayó que la población también tiene necesidades espirituales que han crecido ante el encierro y la zozobra y angustia que esto ha provocado.

En VANGUARDIA estamos comprometidos con brindarte todos los días Información con Valor y por lo mismo nos encantaría que nos siguieras en nuestras redes sociales e interactúes con nosotros y nuestra comunidad en Facebook, así como recibir las noticias al instante en nuestra cuenta de Twitter y darte de alta en nuestro premiado newsletter de información para despertar tu mente Jugo Naranja y nuestro newsletter local de VANGUARDIAMX, suscribirte a nuestro canal de Youtube y no dejes de ver nuestra propuesta de hermosas fotos y stories en nuestro canal de Instagram.
No dejes de suscribirte a nuestra edición Vanguardia HD.  

José Reyes


José Reyes Quintero. Orgullosamente periodista de VANGUARDIA desde noviembre de 1999, aunque mi incursión en el periodismo se remonta al año de 1988, cuando inicié mi carrera en Monterrey, mi ciudad natal, donde estudié la carrera de Ciencias de la Comunicación en la UANL. He cubierto desde actividades policiacas hasta deportivas, incluso sociales, siempre en el periodismo escrito.  Actualmente me especializo en temas electorales, políticos, de seguridad y legislativos. Vivo de la palabra y como tal, me esfuerzo al máximo por respetar nuestro idioma.