La fuga se presentó en la carretera Tlahuelilpan-Juandho, a la altura del rancho Las Nueces. | Foto: Especial
Mientras se realizaban las labores de reparación, elementos de Protección Civil, soldados y personal de Seguridad Física de Petróleos Mexicanos (Pemex) resguardan el lugar de los hechos

Ciudad de México.- Una fuga con un chorro que alcanzó los 10 metros de altura se registró este día en Tlahuelilpan, Hidalgo.

De acuerdo con los primeros reportes, la fuga no represente riesgo alguno para la población.

Medios locales informaron que incidente se presentó en la carretera Tlahuelilpan-Juandho, a la altura del rancho Las Nueces.

Mientras se realizaban las labores de reparación, elementos de Protección Civil, soldados y personal de Seguridad Física de Petróleos Mexicanos (Pemex) resguardan el lugar de los hechos.

La tarde del pasado viernes 18 de enero, una toma clandestina colocada en un ducto de Tlahuelilpan explotó mientras los pobladores recogían combustible con baldes y bidones, hecho que ha dejado ya un total de 91 víctimas fatales y 52 heridas, tras el fallecimiento este día de varios de los ingresados en hospitales.

Los habitantes de Tlahuelilpan ignoraron las advertencias de un grupo de militares que había llegado tras ser informados del ducto reventado y se dedicaron a sustraer la gasolina, que luego de unas dos horas explotó.

El Presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, quien llegó al poder el 1 de diciembre pasado, comenzó un combate frontal al robo de hidrocarburos a través de los ductos de Pemex, que genera pérdidas millonarias para la compañía.

Para tal fin, se reforzó con miles de agentes la seguridad en los ductos y se transportó más gasolina con pipas, lo que ha causado una crisis de desabastecimiento en 10 estados del país, con estaciones de servicio cerradas y compras de pánico.