Foto: Hector García
La institución exige que una vez ingresados no entren y salgan para prevenir contagios, por lo que decenas de migrantes optaron por permanecer a las afueras

Saltillo, Coahuila.- Luego de semanas de acampar a las afueras de la Casa del Migrante, las autoridades dieron un plazo de tres días para que éstos se retiren del lugar; así lo advirtió el director de este centro Alberto Xicoténcatl Carrasco tras señalar que estos podrán ser atendidos dentro del refugio.

“El día de mañana irá gente de la Unidad de Derechos Humanos del Gobierno del Estado, de la Comisión Estatal de Derechos Humanos y gente de la Comisión de Seguridad Pública de Saltillo a hablar con las personas. Nosotros también vamos a estar ahí para platicar con las personas, decirles que la casa del Migrante ya abrió sus puertas y que ya no hay una razón por la cual permanezcan en la vía pública”.

La Casa del Migrante fue cerrada durante la contingencia, posteriormente reabrió y fue cerrada de nueva cuenta por un brote de Covid, sin embargo al reabrir sus puertas bajo estrictas medidas de control sanitario, que exigen que una vez ingresado no entren y salgan para prevenir contagios, decenas de migrantes optaron por permanecer a las afueras para no sujetarse a estas medidas.

 

“Se les va a dar un plazo de tres días para abandonar la vía pública y esperamos que la gente la abandone y si no, pues lo que se acordó es que la obligación del gobierno es ejercer su facultad de que se cumplan los reglamentos municipales”.

“Cuando una persona está en la vía pública y está rompiendo los lineamientos o las reglas municipales pues tiene que ser quitada del lugar, la idea no es llegar a ese extremo sino más bien que la gente entienda que no hay razón para que sigan en la calle”, finalizó el director de la Casa del Migrante Alberto Xicoténcatl Carrasco.