Foto: Especial
El sujeto que operaba en una base de taxis cerca del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, asalta a sus víctimas y las lleva a Nezahualcóyotl o la alcaldía Iztacalco

La Procuraduría capitalina está a la caza de un violador serial que opera un taxi en la zona del Aeropuerto Internacional de Ciudad de México, el cual está relacionado con 15 carpetas de investigación por ataques sexuales contra mujeres.

Según testimonios recabados por autoridades, el sujeto está armado, maneja un vehículo de modelo reciente con cromática rosa y además asalta a sus víctimas; se tienen informes de que operaba en una base de taxis frente a la estación del Metro Boulevard Puerto Aéreo.

Una de sus víctimas acudió al Ministerio Público a ratificar la denuncia que presentó en 2018, tras ser raptada junto con su madre, así como al proceso de identificación.

Esto debido a que autoridades ya cuentan con fotografías del sospechoso, a quien la joven reconoció como el mismo sujeto que le realizó “tocamientos” y quien finalmente no consiguió violarla porque ella llamó la atención de vecinos del lugar donde el sujeto se estacionó.

Algunas de las mujeres abordaron el taxi de este sujeto en una base de la terminal aérea o en las inmediaciones, aunque se tiene conocimiento de que el violador también ha atacado en la alcaldía Iztacalco y el municipio de Nezahualcóyotl, Estado de México.

Se trata de un hombre robusto, de entre 45 y 50 años, es alto y porta una pistola.

La joven, cuya identidad se mantiene protegida, narró que ella y su madre abordaron el taxi en una base que está en el Metro Aeropuerto, alrededor de las seis de la tarde del 3 de enero de 2018.

"Conozco un atajo..."

“Este hombre conocía a uno de los checadores o despachadores de la base de taxis a quien saludó, le pedimos que nos llevara a nuestro destino, pero cambió la ruta argumentando que había mucho tráfico y que conocía un atajo.

“Mi madre le pidió que tomara por Churubusco, no hizo caso, se fue por Hangares y nos llevó por diversas calles de la colonia Agrícola Oriental; posteriormente se internó en el municipio de Nezahualcóyotl, Estado de México, ahí estacionó”.

La chica comentó que el taxista se comportó de manera violenta y sacó una pistola; comenzó a tocarla sin importar sus súplicas para que no lo hiciera y el llanto de su madre.

“¡Cállate ya pinche vieja, bájate que me la voy a llevar…y tú cállate hija de tu puta madre o te voy a dar un plomazo aquí!”, gritó el sujeto.

La victima manifestó que se puso todavía muy nerviosa y comenzó a gritar, entonces dos vecinos salieron y eso puso en alerta al agresor sexual.

“A ver hijas de la chingada, bájense, no me miren, no volteen o les doy un plomazo, cuando me arranque corren hacia el otro lado”, les dijo y entonces se fue.

La afectada acudió a un llamado de la Procuraduría capitalina para identificar al implicado a través de fotografías obtenidas por la Policía de Investigación y coincidió con otras denunciantes en que se trata de la misma persona que las atacó.

“Tenían 15 carpetas, pero ya declaradas, chicas declaradas ya, habían ido cuatro (ratificación de denuncia), yo era la cuarta, entonces estaban apenas hablándole a las demás chicas, pero hay muchas que tienen miedo, todas coinciden en su denuncia inicial con el modus operandi de este tipo…las carpetas son por violación y abuso sexual”, añadió.