Lomelí fue candidato a la gubernatura y exdelegado en Jalisco | Foto: Especial
Entregó 2.7 mdd a la Administración de Control de Drogas (DEA) para librar acusaciones

El candidato de Morena a la alcaldía de Guadalajara, Carlos Lomelí Bolaños, admitió ante autoridades de Estados Unidos que vendió precursores químicos al Cártel de Sinaloa y entregó bienes al gobierno de Estados Unidos por 2.7 millones de dólares. 

Lomelí Bolaños declaró para librarse de estos cargos, de acuerdo con documentos y con el testimonio de dos exagentes de la DEA, indicó Latinus en un artículo. 

Lomelí, exdelegado del gobierno federal en Jalisco y cercano al presidente Andrés Manuel López Obrador, confesó en 2010 para que la agencia estadounidense suspendiera una investigación en su contra que inició cuatro años antes. 

En 2008 la empresa Lomedic fue acusada en 2008 por el Departamento del Tesoro de Estados Unidos de ser una fachada para el lavado de dinero del Cártel de los Amezcua Contreras, por lo que congeló los bienes y cuentas bancarias del empresario, su familia y su empresa en territorio estadounidense. 

El candidato de Morena, también fue señalado en ese tiempo por la OFAC de facilitar el desvío ilegal de precursores de metanfetaminas.

Su asociación con el Cártel de Sinaloa fue narrada por un agente de la DEA en una reunión privada realizada en la embajada de Estados Unidos en México en marzo de 2012, indica Latinus. En el lugar estuvieron presentes dos agentes de la DEA, la agregada de la OFAC en México y un grupo de abogados.

“Lomelí habló con el gobierno de Estados Unidos, les dijo lo que sabía y dejó que Estados Unidos congelara $2.7 millones (de dólares) de sus activos. Admitió que vendió al crimen organizado, incluido el Cártel de Sinaloa, y firmó reconociendo su culpabilidad en una demostración de buena fe”, dijo uno de los agentes de la DEA 

“El gobierno hizo un seguimiento de las ventas ilegales de Lomelí y éstas coincidían con los $2.7 millones (de dólares) de activos congelados”, mencionó.

“Lomelí nunca fue documentado como informante, pero bajo su libertad se puso de acuerdo con la oficina (la DEA) para colaborar. Lo que Lomelí nos dijo es que se asoció principalmente con Sinaloa, lo que se llamaba entonces la Federación, con ‘Nacho’ Coronel, ‘Mayo’ Zambada, ‘El Chapo’, con ‘los Güeros’, los Rodríguez Olivera y otros que trabajaban ahí. Esa gente eran sus clientes”, señaló uno de los agentes entrevistados. 

Carlos Lomelí es una figura cercana al presidente Andrés Manuel López Obrador. En 2018 fue postulado por Morena como candidato a la gubernatura de Jalisco. 

Al no ser vencedor en la elección por la gubernatura, Lomelí fue designado como delegado del gobierno federal en Jalisco. 

En 2019 el funcionario renunció luego de abrirse una investigación en su contra, por la venta de medicamentos al gobierno por parte de sus empresas farmacéuticas. 

Candidato de MC en Guadalajara acusa a Lomelí de comprar facturas falsas

GUADALAJARA, Jal. (apro).- El empresario farmacéutico y candidato de Morena a la alcaldía de esta capital, Carlos Lomelí Bolaños, habría comprado facturas falsas por 302.5 millones de pesos a cinco empresas, entre ellas Comercializadora Farallón, Comercializadora Coyuca y Comercializadora Apozol.

Así lo dio a conocer este día su adversario político Pablo Lemus de Movimiento Ciudadano (MC). En su cuenta de Twitter, anunció que entregó a medios de comunicación documentos sobre la investigación que el Servicio de Administración Tributaria (SAT) realiza contra Lomelí por la compra de facturas falsas por más de 338 millones de pesos, aunque en los documentos en poder de este medio, obtenidos por otra vía, la suma asciende a 302 millones 488 mil 149 pesos.

En el oficio 500-05-2016-1014, con fecha 26 de enero de 2016, emitido por Marisela Corres Santana, entonces Administradora Central de Fiscalización Estratégica de la Administración General de Auditoría Fiscal Federal, notificó a Lomelí que haría una visita domiciliaria para comprobar que cumplía con el pago de impuestos del ejercicio fiscal 2014.

En esa revisión encontró que Comercializadora Farallón S. A. de C.V. le emitió facturas de medicamentos e insumos médicos por casi 86 millones de pesos, cuando la actividad principal de la empresa es “comercio al por mayor de artículos de papelería para uso escolar y oficina”.

Además, la autoridad fiscal señaló que Comercializadora Farallón no presentó su declaración anual 2014 y emitió facturas sin “contar con los activos y el personal para prestar los servicios o producir, comercializar o entregar bienes”.

El SAT le pidió que aclarara su situación, pero no lo hizo.

El 6 de enero de 2017, mediante el oficio 500-05-2017-2360, el SAT notificó a Comercializadora Coyuca, S.A. de C.V. que detectó que durante el ejercicio fiscal 2014 emitió facturas a Lomelí por 122 millones 390 mil 818 pesos por concepto de insumos médicos, cuando no contaba con el personal ni con los activos para realizar las operaciones por esa millonaria cantidad, aunado a que no presentó su declaración anual 2014.

Las otras dos empresas que tuvieron observaciones similares del SAT son: Proexpert Constructora, que emitió en 2015 una factura por 10 mil 208 pesos, y Como del Rancho, S.A. de C.V., que facturó mil 32 pesos en 2013, por consumo de alimentos.

En su cuenta de Twitter, Pablo Lemus también mencionó que los juicios con que Carlos Lomelí “se protege sobre su compra de facturas falsas son 2738/16-07-02-4 Segunda Sala, 7407/19-07-01-3 Primera Sala y 5878/20/20-07-03-9 Tercera Sala.

En días pasados circuló una resolución del SAT acerca de que Lemus debe al SAT 8 millones 145 mil pesos en impuestos.

(Con información de Latinus y Proceso)