Evidencias. Estas son las pruebas que supuestamente se presentarán ante el juez Santiago Pedraz. / Especial
Ambas compañías cuentan con domicilio fiscal en Saltillo, según las facturas, y su dirección es prácticamente la misma, sólo con diferencia del número interior.

MÉXICO, D.F.- La defensa del exgobernador de Coahuila, Humberto Moreira, presentó hoy ante un juez en España más de un centenar de facturas, con las que pretende comprobar que este no lavó dinero, como lo acusan autoridades de ese país, y que los recursos que le fueron transferidos a sus cuentas bancarias corresponden a presuntas ganancias de dos compañías relacionadas con temas publicitarios. 

Se trata de las empresas “Unipolares y Espectaculares del Norte S.A. de C.V.”, y “Negocios, Asesoría y Publicidad Integral Nuevo Milenio S.A. de C.V.”, cuyas facturas son principalmente por dos conceptos: la renta o venta de espacios publicitarios y servicios de asesoría, de acuerdo con  copias de las mismas a las que tuvo acceso Animal Político. 

Ambas compañías cuentan con domicilio fiscal en Saltillo, según las facturas, y su dirección es prácticamente la misma, sólo con diferencia del número interior. 

La investigación de la fiscalía en España que llevó a la detención del también expresidente del PRI el pasado 15 de enero, apunta que Moreira Valdez recibió en 2013 –año en que vivió de forma permanente en Barcelona– cerca de 199 mil euros (unos 3 millones y medio de pesos de acuerdo con el tipo de cambio de aquel momento) en 3 cuentas bancarias cuyo origen es injustificado. 

La defensa de Moreira argumentó que el dinero no proviene de cuentas secretas ni de giros ajenos, sino directamente de las ganancias de las referidas compañías en las que figura como uno de los principales accionistas. Ese año ambas compañías habrían facturado cerca de 25 mdp. 

Ulrich Richter, defensor del exgobernador, dijo que junto con los originales de las facturas se presentaron otras evidencias como por ejemplo, las constancias de la investigación que realizó en México la PGR también por lavado de dinero, además de crimen organizado y enriquecimiento ilícito en contra de Moreira, y de la cual fue exonerado. 

La investigación en México en contra de Moreira inició luego del escándalo suscitado por la deuda de más de 36 mil mdp con la que dejó a su entidad tras presentar su renuncia para ocupar la presidencia del PRI. En promedio, cada coahuilense quedó endeudado con 13 mil pesos después del Gobierno de Moreira. 

En el año que vivió de forma permanente en Barcelona, Moreira recibió en promedio casi 10 mil pesos al día en sus cuentas bancarias, que equivalen al 70% de la deuda con la que dejó a cada ciudadano de su estado tras su Gobierno.