Jean-Claude Juncker, presidente de la Comisión Europea. / Archivo
Tras el debate del martes en el Parlamento de Westminster se sabe que los Comunes están “en contra de muchas cosas”

BRUSELAS, BEL.- La Unión Europea se negó ayer a cambiar su posición y descartó una vez más renegociar el acuerdo del “brexit” pactado con el Reino Unido, al tiempo que pidió claridad a Londres, después de que la Cámara de los Comunes apostara por revisar la salvaguarda irlandesa.

“El acuerdo de retirada sigue siendo el mejor y único acuerdo posible. La Unión Europea dijo eso en noviembre, lo dijimos en diciembre, lo dijimos tras el primer voto significativo en la Cámara de los Comunes. El debate y votos en la Cámara de los Comunes ayer no cambian eso. El acuerdo de retirada no será renegociado, dijo el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker.

Durante un debate en el Parlamento Europeo, Juncker añadió que tanto Londres como Bruselas han subrayado que no desean la vuelta a una frontera física entre la República de Irlanda e Irlanda del Norte y que no quieren regresar a “tiempos más oscuros” del pasado.

En ese sentido, insistió en que es necesaria una “red de seguridad” para evitar ese “riesgo”, en referencia a la salvaguarda irlandesa.“No tenemos incentivos, ni deseos de usar la red de seguridad, pero, al mismo tiempo, ninguna red de seguridad puede ser realmente segura si puede ser simplemente retirada en cualquier momento”, explicó.

Refirió que tras el debate del martes en el Parlamento de Westminster se sabe que los Comunes están “en contra de muchas cosas”.