Apuntan. En el Centro Federal de Readaptación Social 18 no existen actividades laborales, de capacitación ni educativas. Especial
Afirman que de acuerdo al Diagnóstico de Supervisión Penitenciaria del 2020, que esto puede causar autogobierno

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos advirtió de la falta de custodios en el Centro Federal de Readaptación Social 18, ubicado en Ramos Arizpe, esto de acuerdo al Diagnóstico de Supervisión Penitenciaria del 2020.

En esta evaluación, la CNDH afirma que en este mismo Cefereso se advirtió que no existen actividades laborales, de capacitación ni educativas. Además, en esta cárcel federal también se destacó que actualmente no existen suficientes custodios, lo que puede causar situaciones de autogobierno en las instalaciones que albergan a poco más de mil 600 internos.

 

A nivel estatal, el Centro Estatal de Reinserción Social Varonil de Torreón fue evaluado con una calificación de 7.9; el Cefereso de Ramos Arizpe con 7.42, por lo que se encuentran todavía calificados con amarillo conforme a la evaluación del Semáforo. Mientras que el Centro Estatal Femenil de Piedras Negras fue evaluado con 8.1, es decir, apenas por encima de los límites del color verde.

En la prisión femenil de Piedras Negras, la CNDH resaltó que no existen programas para la desintoxicación voluntaria de consumo de drogas, pese a que este es uno de los delitos más perpetrados. Además demostró que no cuenta con las medidas necesarias para la atención de niños que viven con sus madres al interior del lugar.

Mientras que en el penal de Torreón se observaron cuestiones como falta de higiene y de prevención de violaciones a los derechos humanos, al igual que se advirtió que no se cuenta con elementos de custodia suficientes.

Estas tres prisiones evaluadas también fueron señaladas por no respetar las medidas de división que deben existir entre personas procesadas y personas con una condena.