Todos los planes de reactivación económica del gobierno se enfocan en las empresas paraestatales

Aunque el programa Acciones y Proyectos para Apuntalar la Reactivación Económica, que anunciaron autoridades del Gobierno Federal y del sector privado, incluye al sector energético, la iniciativa sólo beneficia de manera directa a la operación de Petróleos Mexicanos (Pemex).

El monto total del programa es de 297 mil 344 millones de pesos, de esta cantidad, la tercera parte será destinada para proyectos energéticos, por un monto de 98 mil 980 millones de pesos.

Sin embargo, el proyecto no es equilibrado ya que todos los planes de reactivación se enfocan en las empresas paraestatales y no en un mercado energético de mayor beneficio para toda la población, hay infinidad de proyectos de mucho mayor impacto detenidos por las diferentes autoridades, relegando aún más a México de la vanguardia y modernidad energética.

La apertura energética encaminada hacia la generación de energías limpias, se mantiene en incertidumbre, mientras que el sector de empresas que trabajan por este tipo de energías, no fueron prácticamente incluidas en este primer avance.

El acuerdo de reactivación económica entre la IP y el Gobierno, contempla tres pilares como eje de desarrollo: fomento al consumo interno para generar mayor productividad y fuentes de empleo; el segundo aspecto es la inversión, y el tercero, está relacionado con el comercio exterior y la generación de divisas.

En noviembre la alianza entre la IP y el Gobierno Federal, contempla anunciar un segundo paquete de proyectos, en donde se ha prometido incluir ya proyectos de energía renovable. Por el bien de la reactivación económica del país y del bienestar general de la población, necesitamos que las autoridades comiencen a mostrar con hechos esa apertura a las renovables que tanto presumen abiertamente.