Foto: Especial
De Hoyos Walther cuestionó que si “¿Deberemos aguantar hasta diciembre 1?”, es decir, hasta la llegada de la nueva administración para que México cuente con seguridad

Ciudad de México. Ante los recientes asaltos a ferrocarriles y el ataque cibernético al Sistema de Pagos Electrónicos Interbancarios (SPEI), la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) cuestionó el actuar de la actual administración en materia de seguridad.

A través de un mensaje de Twitter, Gustavo de Hoyos Walther, líder del sindicato patronal, comentó que “al récord sexenal de homicidios dolosos”, se ha sumado los recientes asaltos que realizan grupos delictivos en vías ferroviarias ubicadas en los estados de Puebla, Tlaxcala y más recientemente en Orizaba, Veracruz, así como el ciberataque a la plataforma del Banco de México que derivó en el robo de 300 millones de pesos, así como el cierre de un centro de distribución de la empresa Lala en Ciudad Mante, Tamaulipas.

Por ello consideró que el actual gobierno “va perdiendo la batalla de la seguridad” pues en ciudades, en territorio despoblado e incluso en el ciberespacio la impunidad va ganando.

En el más reciente llamado de un organismo del sector privado a que el gobierno reliace su trabajo en materia de seguridad, De Hoyos Walther cuestionó que si “¿Deberemos aguantar hasta diciembre 1?”, es decir, hasta la llegada de la nueva administración para que México cuente con seguridad.

En días recientes, José Manuel López Campos, presidente de la Confederación Nacional de Cámaras de Comercio, Servicios y Turismo (Concanaco-Servytur) insistió ante el descarrilamiento de un tren el pasado 20 de mayo en Veracruz y el cierre de Lala en Tamaulipas, que la seguridad y el estado de derecho son básicas para que prosperen las inversiones, por lo que urgió a solucionar la inseguridad pues no puede continuar en México la espiral en la que aumenta la violencia y la delincuencia. “No se puede tolerar lo que esta sucediendo”, dijo.

La Confederación de Cámaras Industriales (Concamin) se pronunció ante el séptimo acto de sabotaje en el año contra una sola empresa, por lo que consideró que la situación está llegando a límites peligrosos por su potencial de riesgo a las poblaciones aledañas al tendido de las vías y a los trabajadores.

Datos de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) revelan que durante 2017 se registraron un mil 752 robos a trenes en todo el territorio mexicano y Veracruz representó el estado con mayores saqueos al sumar 276 actos delictivos, que junto con los cometidos en Puebla, Querétaro y Guanajuato, suman la mitad del total de casos registrados.