Presentan queja por detención arbitraria y tortura. ESPECIAL
En su recomendación, la CDHEC solicitó a la Secretaría de Seguridad instruir un procedimiento administrativo de responsabilidad en contra de los elementos de Fuerza Coahuila y presentar una denuncia por estos hechos

La Comisión de los Derechos Humanos del Estado de Coahuila emitió la recomendación 05/2020 contra elementos de Fuerza Coahuila y la Fiscalía General del Estado, luego de que una juez denunciara abusos, tortura y allanamientos e irregularidades en la acusación de un ciudadano a quien detuvieron de forma ilegal para adjudicarle un delito.

La recomendación se derivó de una queja presentada el año pasado por una juez del Juzgado de Primera Instancia en Materia Penal de Sistema Acusatorio y Oral del Distrito Judicial de Saltillo, quien desechó el caso luego de notar las discrepancias entre las declaraciones del detenido y las que presentó el ministerio público donde pretendía acusarlo del delito de posesión simple de narcóticos.

De acuerdo con la audiencia pública que se adjuntó al documento de la recomendación, el grupo de policías detuvo al ciudadano en la calle por haberlos insultado mientras transitaban, y después de ello le aseguraron 15 bolsitas de una sustancia parecida al cristal.

“Los hechos no fueron como relata, yo estaba en adentro de mi casa; cuando yo me asomo porque escuché que se abrió la puerta, ellos (los policías) ya estaban adentro amenazando al otro muchacho que estaba conmigo de visita; llegó mi esposa y nos metieron a todos para después amenazarnos”, expresó el acusado cuando la juez le dio la palabra en esa audiencia de control de detenciones (inicial).

Dicha versión fue sustentada también con la versión que presentó la esposa del detenido, quien además agregó que los policías la amenazaron con detener a su esposo, a quien un elemento le dijo que era miembro del Cártel de Jalisco.

En esta queja, también se recuperó desde la audiencia, que los elementos ingresaron al domicilio sin orden alguna, y que el detenido fue torturado frente a su esposa, su hija embarazada y otros 2 menores hijos de 10 y 8 años quienes además observaron las armas y los cartuchos que los elementos pusieron sobre la sala.

Tras escuchar las versiones de mano del defensor de la familia, la juez calificó el caso como detención ilegal, además de que les recalcó a los agentes del ministerio y de la policía, que el tipo de delito por el que fue detenida la persona no amerita la prisión preventiva, según lo que establece el Código de Procedimientos Penales.

Además de llamar la atención a los agentes y presentar el caso a la CDHEC, la juez ordenó dar copia de audio y video a la Dirección de Responsabilidades de la Fiscalía General del Estado iniciar una carpeta de investigación contra los elementos de Fuerza Coahuila por los delitos de abuso de autoridad y tortura, además de otra contra los agentes del MP por conductas omisivas, así como a su coordinador o personal al cargo de la Fiscalía, e iniciar un protocolo de Estambul para el detenido.

En su recomendación, la CDHEC solicitó a la Secretaría de Seguridad instruir un procedimiento administrativo de responsabilidad en contra de los elementos de Fuerza Coahuila y presentar una denuncia por estos hechos

Abusos

Los abusos comprobados por elementos de Fuerza Coahuila motivaron a la CDHEC emitiera una recomendación.

Allanaron un domicilio donde encañonaron a una familia.

Acusaron al jefe de familia de ser portador de 15 bolsitas con droga.

El detenido fue torturado frente a su esposa y dos hijos menores de edad.

Los policías afirmaron que detuvieron al susodicho en la calle luego de que éste los insultó.