Foto: AP
Desde su futuro puesto como presidente ejecutivo, Bezos seguirá teniendo influencia, pero no estará tan presente y tendrá más tiempo para, según indicó, centrarse en otras iniciativas filantrópicas

CALIFORNIA, EU.- El gigante del comercio electrónico Amazon anunció ayer que su fundador y consejero delegado (CEO), Jeff Bezos, abandonará en el tercer trimestre de este año su cargo, y lo sustituirá el jefe del servicio de computación en nube Amazon Web Services (AWS), Andy Jassy. 

La firma de Seattle (estado de Washington, EU) explicó que Bezos, el hombre más rico del mundo según la lista Forbes, pasará a ejercer de presidente ejecutivo de Amazon. 

“Cuando miras nuestros resultados financieros, lo que en realidad estás viendo son los resultados acumulados y a largo plazo de la invención. 

En este momento, veo a Amazon con más inventiva que nunca, lo que supone las condiciones óptimas para llevar a cabo esta transición”, apuntó el propio Bezos en una carta a los inversores. 

Jassy, que entró a trabajar en Amazon en 1997, sólo tres años después de la fundación de la empresa, dirige desde su creación el segmento de negocio que en los últimos tiempos ha resultado más rentable para la empresa, el de la computación en nube, donde AWS es el líder destacado del sector. 

La compañía hizo coincidir el anuncio del cambio de consejero delegado con la presentación de resultados correspondientes al conjunto de su año fiscal 2020, en que obtuvo unas ganancias netas de 21 mil 331 millones de dólares, casi el doble de los 11 mil 588 millones logrados en 2019, gracias al gran impulso de las compras por internet a consecuencia de la pandemia de COVID-19. 

Durante los pasados 12 meses, la empresa facturó 386 mil 64 millones de dólares, un 38 por ciento más, mientras que los accionistas de la firma se embolsaron 42.64 dólares por título, frente a los 23.46 de hace un año.