Foto: Tomada de Internet
En los últimos meses este grupo de policías no se ha alineado con las peticiones de abrazos y no balazos que el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) ha impuesto a las autoridades mexicanas

En redes sociales circula un corrido que a diferencia a los que estamos acostumbrados a escuchar ésta hace alusión a “La Furia Negra” como también se le conoce a la Fuerza de Tamaulipas, grupo policiaco en México que enfrenta a narcotraficantes en el estado.

En los últimos meses este grupo de policías no se ha alineado con las peticiones de abrazos y no balazos que el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) ha impuesto a las autoridades mexicanas, en especial al Ejército, pues en varias ocasiones se han enfrentado a grupos criminales como el Cártel del Noreste (CDN) o el Cártel del Golfo (CDG) entre otros.

También son llamados “fabricantes de viudas” y, de acuerdo con medios locales, sus actuaciones a veces se encuentran en el margen de la ley. Sobre ellos se han escrito canciones locales que se han popularizado entre los habitantes de la entidad.

Uno de esos temas, un rap, los elogia y los llama “guerreros” que defienden Tamaulipas de los integrantes del narcotráfico. “Patrullando las calles de negro su vestimenta/ para ellos no hay cansancio pues siempre hay que andar alerta/ la Fuerza Tamaulipas cumpliendo su deber/ ejecutan la orden de aprehender al delincuente", se escucha.

“Los caídos en Reynosa puro guerrero leal/ hasta su último momento no dejaron de accionar”, agregan, en referencia a los enfrentamientos directos con las bandas delincuenciales, que también suelen grabar. Los videos después se difunden en redes sociales.

En uno de los videos más recientes, algunos integrantes de la “Furia negra” se encuentran a bordo de camionetas fuertemente armadas, con equipamiento relacionado con la Marina mexicana, mientras patrullan las calles y carreteras del estado en diferentes momentos del día.

Uno de los casos más sonados fue en el que fueron abatidos siete narcotraficantes del Cártel del Noreste, pues entre los siete muertos se encontraba Juanito Pistolas, un menor de edad cuyo caso estremeció a todos pues la foto en la que aparece sin cabeza tras el enfrentamiento circuló en medios mexicanos e internacionales, pues el adolescente apenas tenía 16 años y según las historias que se cuentan sobre él, comenzó su carrera delictiva a temprana edad y presumía haber matado a al menos cien personas.

Además, se identifico a este grupo como la Tropa del Infierno la cual había sido señalada de agredir en días anteriores a policías estatales mientras instalaban un filtro de seguridad y luego en un hotel del municipio de Nuevo Laredo, ataques que dejaron a varios heridos y un muerto.

Además, se identifico a este grupo como la Tropa del Infierno la cual había sido señalada de agredir en días anteriores a policías estatales mientras instalaban un filtro de seguridad y luego en un hotel del municipio de Nuevo Laredo, ataques que dejaron a varios heridos y un muerto.

¿Qué es el  Cártel del Noreste y cómo surgió?

El Cártel Del Noreste es una organización criminal mexicana producto de una escisión de Los Zetas, nacida como eclosión por la captura de su último líder absoluto: Omar Treviño Morales, alias el Z-42

Sus principales actividades criminales son: secuestro, extorsión, robo de vehículos, trata de personas, narcotráfico, terrorismo, lavado de dinero, así como el control de las actividades locales como la prostitución, el robo a mano armada y el tráfico ilegal de personas, entre otras.

Tras la captura de Omar Treviño Morales alias "Z42", Juan Francisco Treviño Chávez, alias “Kiko”, sobrino de “El Z-40” y “Z-42”, e hijo de Juan Francisco Treviño Morales, alias “El Kiko Ozuna”, hermano mayor de la sanguinaria dinastía Treviño Morales tomó el control del cártel.

Sin embargo, el liderato de “Kiko” no fue bien visto por los miembros fundadores de “Los Zetas”, aquellos que tenían pasado militar, por lo que comenzaron los roces en la cúpula del cártel.

La fractura se consumó cuando “Kiko” fue detenido en 2016, en territorio estadunidense, por elementos de la Administración para el Control de las Drogas (DEA por sus siglas en inglés).

“Los Zetas” se separaron en básicamente dos células. Por un lado, “Los Zetas Vieja Escuela”, formada por los fundadores desertores del Ejército y sus aliados. Por otra parte, el cártel del Noreste formado por la familia Morales Treviño y sus aliados.

El líder máximo del cártel del Noreste, desde entonces y según la DEA, es Juan Gerardo Treviño Chávez, alias “El Huevo”.

En febrero del año pasado, José María Guízar Valencia, alias el “Z-43”, fue detenido en la Ciudad de México, siendo considerado el último de los líderes fundadores de “Los Zetas”.

Su área de dominio son los estados de Tamaulipas, Nuevo León, Coahuila, Zacatecas y San Luis Potosí. Se dice que tiene presencia operacional en Estados Unidos, Guatemala, Honduras y Colombia; en este último, se cree que le quitó a Los Zetas el negocio de la compra de cocaína, luego de su desaparición como grupo criminal.

Con información de Infobae y La Opinión