Fracturada. Según el exefectivo, lo de Cienfuegos rompió el vínculo.tomada de twitter
Jordan aseguró que la entrega de las autoridades estadounidenses a México del exsecretario de Defensa Nacional, Salvador Cienfuegos, provocó que relación con la DEA, “está delicada”

SAN JOSÉ, COSTA RICA.- Phil Jordan es un exagente de la DEA con quienes colaboró hasta 1995 donde conoció los entretelones del asesinato del mexicano-estadounidense Enrique “Kiki” Camarena, en febrero de 1985 en una residencia en Guadalajara, Jalisco.

Jordan aseguró que la entrega de las autoridades estadounidenses a México del exsecretario de Defensa Nacional, Salvador Cienfuegos, provocó que relación con la DEA, “esta delicada”, convencido de que lo que pasó con Cienfuegos marcó un antes y un después en los nexos de los aparatos militares y policiales estadounidenses con México.

Cienfuegos fue detenido en Los Ángeles el 15 de octubre y acusado en una Corte de Nueva York por tres delitos de narcotráfico y uno de lavado de dinero.

Sin embargo, el gobierno mexicano externó su enojo por no haber sido informado de que existía una investigación contra el exsecretario de Defensa y, debido a “consideraciones delicadas e importantes en materia de política exterior”, Estados Unidos lo envió de regreso a México el 18 de noviembre para que aquí se le investigue y juzgue, en caso de así considerarlo necesario.

Sobre la decisión de que la DEA adoptó en octubre anterior de volver a designar al capo mexicano Rafael Caro Quintero como el criminal más buscado por esa agencia y ofrecer una recompensa de 20 millones de dólares por su captura, dijo:

“Caro Quintero siempre ha sido el número uno para la DEA. Pero, en México, Caro Quintero no es buscado. El gobierno [mexicano] sabe dónde está para cuando quieren hablar con él. Conocí un informante que cuando iba a México iba a comer o cenar con Quintero. Decir que está así [prófugo] en México es una mentira”, aseguró.