El número 11 de los Patriots de Nueva Inglaterra fue elegido como el Jugador Más Valioso en la gesta histórica por el sexto anillo de la NFL

No fue Tom Brady, Jared Goff, ni mucho menos Todd Gurley.

El MVP del Super Bowl LIII fue el receptor de los Patriots de Nueva Inglaterra, Julian Edelman, el jugador más ofensivo del encuentro donde su equipo conquistó su sexto anillo de la NFL.

Con 10 recepciones para 141 yardas, el número 11 de los Pats superó a Brady quien hizo 262 yardas pero tuvo una intercepción, Jared Goff con 229 yardas y una intercepción, así como a Todd Gurley con sólo 35 yardas y su compañero Sony Michel con 94 yardas y causante del único touchdown del encuentro.

AP

Y es que Edelman fue, durante toda la temporada, el único cómplice de Brady, en parte por la lesión de Rob Gronkowski, la falta de un corredor (hasta que Michel tomó la batuta) y sus números lo comprueban.

AP

Siete recepciones en al menos 75 yardas durante la primera mitad del juego, a la par de sus siete recepciones cuando la jugada está en tercera oportunidad, habla de que Edelman podría ser un próximo Salón de la Fama.