Las siempre importantes actividades recreativas / Foto: Tatiana Syrikova
Estos días de confinamiento son ideales para pasar en familia, explotar la creatividad juntos y dar rienda suelta a la imaginación de los más chicos de la casa.

Sí, el coronavirus nos cambió la rutina. Ahora, muchos padres y madres tenemos que estar en casa junto a nuestros hijos. Pero saquemos provecho de esto de la mejor manera. Son días de fomentar la relación y jugar, hacer las cosas que en otro momento no se hicieron precisamente por falta de tiempo.

1. Jueguen juegos de mesa, de trivia o armen un rompecabezas

Jugar juegos clásicos de mesa o trivia ha sido un gran pasatiempo para los días de frío o las largas tardes de verano porque brindan horas de entretenimiento. Los juegos clásicos como Monopoly pueden generar una competencia saludable, mientras que juegos como Adivina quién provocan rugidos de risa.

Los juegos de preguntas y respuestas pondrán a prueba sus conocimientos, ¡y quizás aprendan una o dos cosas en el camino! Los acertijos son otra excelente manera para que la familia desarrolle estrategias juntas y ofrezca a cada persona algo en lo que trabajar hasta que todos logren el resultado final.

Jugar juegos como estos también puede ser un descanso muy necesario de las pantallas; les permite verse y conversar mientras se entretiene. Esta es una actividad que involucra a toda la familia, ya sea joven o vieja, y tiene la tendencia de producir recuerdos preciados de diversión familiar y risas

Los siempre famosos Juegos de mesa como el Monopoly / Foto : Especial

2.  Escriban un diario de la experiencia para el registro histórico

Una cuarentena en todo el país es bastante rara, y en el mundo más. Definitivamente se escribirá en los libros de historia en los próximos años. Este es un buen momento para escribir un registro día a día no solo de eventos en las noticias, sino también de opiniones y perspectivas personales.

Qué regalo será para una generación posterior sentir como si estuvieran viviendo en los eventos ellos mismos mientras leen estas entradas, y nos servirán como una cápsula del tiempo para que volvamos a leer en el futuro lo que fue la vida durante tal vida.

Si tiene hijos en edad de leer y escribir, asigne un día a cada niño y rote con esa persona como el tomador de notas de la familia del día. ¿Qué hicimos ese día, cuál es el mejor recuerdo del día, quién se rió más, por quién oramos, qué comimos, aprendimos algo nuevo?.

Puede ser divertido para los niños leer el diario de cuarentena y recordar cómo la familia se unió durante un tiempo en que las actividades habituales se suspendieron.

Al igual que la idea de juegos anterior, es otra estrategia para reducir el tiempo frente a la pantalla e involucrar a los miembros de la familia en la vida de los demás. Los niños incluso podrían crear un periódico familiar para practicar habilidades de escritura y divertirse jugando a los periodistas descubriendo en qué se enfoca cada miembro de la familia durante el día.

Diario en familia / Foto: Pixabay

3. Organicen una noche de películas favoritas

Todos tienen una película favorita, y este es un buen momento para unirse como familia y compartir algunas de sus películas favoritas. Quizás cada noche un miembro de la familia puede elegir una película favorita y luego se van rotando. Se puede saber mucho acerca de una persona basada en sus películas favoritas, así que intencionalmente pregunte por qué esa película le gusta tanto a su hijo o hija.

¿Qué provoca un sentimiento de admiración? Conozca a su familia aún mejor al ver qué películas hacen brillar sus ojos con asombro. Si está tratando de reducir el tiempo de pantalla, o sus hijos parecen aburridos de las películas en este punto, invítelos a ser creativos para crear su propia obra de teatro o musical. Pueden escribir líneas, inventar una historia, hacer disfraces y luego representar la obra para los padres o incluso enviar una copia en video a la abuela y al abuelo.

Noche de películas / Foto : Archivo

4. Enseñen a sus hijos una nueva habilidad

Aprender o enseñar nuevas habilidades es importante, y este es un buen momento para compartir nuevas habilidades con los miembros de la familia. Quizás tu abuela te enseñó a coser y tu puedes enseñar a sus hijos. Las reparaciones básicas del hogar pueden ser divertidas, y ver los problemas resueltos o transformados es inspirador.

Este es un momento oportuno para preparar a sus hijos para la vida futura para que no necesiten contratar a alguien, lo sabrán por sí mismos. Si tampoco estás seguro de cómo hacer la habilidad, ten la seguridad de que hay un tutorial de YouTube para casi todo.

Tal vez tus hijos hayan querido aprender a tocar un instrumento que tienen, practicar obras de arte, o tal vez puedan ayudarte a plantar nuevas flores o vegetales afuera. Hornear es una ciencia que generalmente produce excelentes resultados, esa es una habilidad que la mayoría de los niños están dispuestos a aprender si eso significa que pueden comer el resultado final.

Nuevas habilidades / Foto: Elly Fairytale

5. Vean fotos antiguas y compartan recuerdos

Es un poco anticuado, pero hacer álbumes de fotos o mirar álbumes de fotos es como despegar en una máquina del tiempo a otra edad. Recordar recuerdos vívidos, eventos alegres, historias cómicas o recuerdos es importante.

Aprender acerca de los miembros de la familia que han fallecido continúa su legado, y tener presentes a aquellos que aún están vivos puede alentar a los más pequeños –y a los grandes- a expresar sus sentimientos. ¡Quizás incluso pueden tomar una foto durante este tiempo para capturar recuerdos hechos hoy!

Tanto a los niños más jóvenes como a los adolescentes también les encanta ver fotos de sus padres cuando eran niños; aprovecha este tiempo para revisar fotografías y compartir historias sobre ti u otros miembros de la familia. 

Fotografías / Foto:Laura Fuhrman

6. Escuchen música y canten

¿Cuándo fue la última vez que escuchaste un álbum sin hacer nada más? La mayoría de nosotros tenemos un disco o banda favorita, canciones que nos alejan instantáneamente en el tiempo.

A veces, quedarse quieto y escuchar realmente estos discos puede ser refrescante para el alma, y ​​al igual que compartir una película favorita, comparten aspectos del alma de una persona como ninguna otra cosa. Cantar en voz alta es saludable. La música puede ayudar a restablecer la tranquilidad. También puede ayudarnos a meditar y liberar la tensión. 

Cantar / Foto: Jason Rosewell

7. Hagan tarjetas para enviar a sus seres queridos

El arte de mandar cartas escritas a mano es tan antiguo como el tiempo, pero la tecnología suplantó a la correspondencia. Escribir una carta o tarjeta escrita a mano a alguien que amas iluminaría el día del destinatario.  Imagine recibir una carta con un texto corto –o largo- y con dibujos, sin duda lo hará sonreír.

Aunque el coronavirus puede vivir en la superficie por un corto tiempo, para cuando el correo se procese y llegue, el virus debería haber desaparecido. Si le preocupa recibir una carta, simplemente ponga el correo en cuarentena durante dos días o use guantes para abrirlo. La comunicación es muy importante, especialmente para los miembros de nuestra familia que son solitarios o mayores y que pueden no tener acceso a una computadora o teléfono para realizar videollamadas. 

Hacer tarjetas / Foto: Anna Kolosyuk

8. Construyan un fuerte de sábanas y almohadas

Una buena almohada antigua siempre es una opción divertida, especialmente cuando se recomienda alejarse. Tomen una sábana, cojines y todas las almohadas mullidas que puedan encontrar y creen el mejor fuerte que puedan.

Esto puede ser útil si sus hijos se aburren de tanto tiempo en casa. Pídales que lo ayuden a construir el fuerte completo con una lámpara o luces parpadeantes y mantas para que puedan gatear y sentir que es un espacio solo para ellos.

Podrían estar más motivados para leer, tomar una siesta o escribir un diario en su nuevo espacio para niños. 

Almohadas / Foto: Allen Taylor

9. Jueguen a las escondidas

Es uno de los juegos tradicionales que más gustan tanto a grandes como a chicos. Pueden cambiarlo y jugar a encontrar un tesoro, alguno de los miembros de la familia puede esconderlo en la casa e ir dándole pistas a los demás. Los ganadores pueden turnarse para esconder el tesoro en la siguiente ronda.

Escondidas / Foto: Caleb Woods