Foto: Archivo
Las 8 unidades que la semana pasada fueron retiradas ya fueron entregadas, mediante el pago de una multa que oscila por los 10 mil 500 pesos cada una

Torreón, Coahuila. – Luego de que choferes de Uber acusaran a las autoridades municipales y estatales de acoso en su contra y de que corporaciones policíacas retiraran de circulación unidades, la directora de Vialidad y Movilidad Urbana de Torreón, Sandra Mijares Acuña, insistió en que los operativos continuarán hasta que la empresa regularice su situación.

En la reunión que sostuvo hoy con conductores de Uber, les indicó que no puedan laborar sin la autorización del estado, por lo que les sugirió que hablan con los directivos de Uber para que presenten la documentación que los pueda acreditar como prestadores del servicio de transporte.

Sandra Mijares Acuña, directora de Vialidad y Movilidad Urbana de Torreón. Foto: Sandra Gómez

Negó la funcionaria que haya persecución en contra de los choferes de Uber, ya que los representantes de esta empresa argumentan que están a la espera de una resolución de la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

Los requisitos que el municipio exige para regularizar el servicio de Uber, son el acta constitutiva de la empresa, que acrediten su personalidad, que designen un representante legal, que tengan un domicilio en Torreón, presenten su registro federal de contribuyentes, el listado de unidades y choferes, así como seguros de cobertura amplia.

En los últimos 16 meses han sido retiradas de la circulación un total de 330 unidades Uber, mientras tanto, este servicio está siendo tomado en cuenta como “pirata”, ya que prestan un servicio sin concesión.

Las 8 unidades que la semana pasada fueron retiradas, dijo que ya fueron entregadas, mediante el pago de una multa que oscila por los 10 mil 500 pesos cada una.

La incautación de vehículos que prestan el servicio público de pasajeros sin la correspondiente autorización, está a cargo de la dirección de Tránsito y Vialidad, lo cual está dentro de sus facultades, comentó.