Foto: Especial
Según un familiar hombres armados se los llevaron pese a presencia policiaca

El 15 de marzo, un grupo de hombres armados llegaron al domicilio de José de Jesús y Abraham Covarrubias Martínez, en Zalatitán, Tonalá, Jalisco, y se los llevó.

Un familiar relató al diario Mural que la familia pidió ayuda al 911 cuando los sujetos armados rodearon la casa. Poco después llegaron policías. 

Según el familiar los hombres armados se los llevaron pese a la presencia policiaca. “Empezaron a tumbar mi puerta, el portón y luego la puerta del cuarto donde estábamos”, dijo el familiar que no fue identificado por seguridad al diario.

La Fiscalía abrió la carpeta de investigación 18276/2021 ante la denuncia de los familiares por el secuestro de los hermanos.

De acuerdo a UDGTV, José de Jesús estudiaba Ingeniería en Energía en el Centro Universitario de Tonalá (CUTonalá) y Abraham aspiraba a la licenciatura en derecho en la Universidad de Guadalajara (UdeG).

Pidieron rastrearlos a través de sus teléfonos pero, dice la familia, las autoridades no lo hicieron. 

Después del secuestro de los hermanos, la familia dejó su casa y de desplazó por miedo a otro lugar. 

Este viernes, en conferencia de prensa, la fiscal Especial de Desaparecidos de Jalisco, Blanca Trujillo Cuevas, dijo que las investigaciones determinaron que “una de las víctimas tuvo un altercado, discute con unas personas, ingresa a su domicilio, toma un arma de fuego de su propiedad y empieza una agresión entre una de las víctimas y los imputados”.

Añadió que en el enfrentamiento uno de los imputados resultó herido. En el lugar quedó un vehículo y el arma de uno de los imputados. 

“Después de que suceden estos hechos, la segunda persona desaparecida mueve de este lugar de los hechos el vehículo en el que habían llegado los imputados y lo va y lo retira y lo pone en un lugar diferente.

“A los minutos, lamentablemente, llegan personas armadas, efectúan la privación de estas personas”, señaló.

“Este par de jóvenes siguen en calidad de desaparecidos”, dijo la fiscal. Añadió que ya se cuenta con datos de prueba para identificar a los probables responsables. 

Este caso se da a conocer luego del secuestro de otros tres hermanos el pasado 7 de mayo en Guadalajara.

Hombres armados llegaron a la casa de Luis Ángel, de 32 años, José Alberto, de 29 años, y Ana Karen, de 24 años y se los llevaron. Tres días después las autoridades hallaron sus cuerpos.