Foto: Especial
En EU los esperaba la Patrulla Fronteriza

A pesar de un frío de 8 grados centígrados, ayer fue puesto en marcha un protocolo para el rescate de cinco migrantes que intentaron cruzar la frontera de los Estados Unidos cruzando el río Bravo.

El protocolo fue puesto en marcha por las autoridades del Grupo Beta del Instituto Nacional de Migración del lado de Piedras Negras, donde fue utilizado un hidrodeslizador mientras se realizaron las labores de convencimiento. 

Fue alrededor de las 19:30 horas cuando el grupo de migrantes avanzó hacia una mini isla que se encuentra en las inmediaciones del Río Bravo, y permanecieron ahí alrededor de una hora hasta que una ciudadana logró convencerlos para retroceder en su paso. 
 

Foto: EFE

Del lado de EU, los agentes de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP por sus siglas en inglés), así como la Border Patrol, activaron sus propios protocolos y resguardaron la zona, al mismo tiempo que el helicóptero sobrevoló la escena. 

Se tiene registrado que el grupo de migrantes que intentaba cruzar la franja fronteriza de manera ilegal, es correspondiente a una familia de seis personas entre las que se encontraban tres menores, uno de ellos en brazos.

Tras más de una hora de labor de rescate, los migrantes fueron trasladados al hospital Salvador Chavarría de la frontera de Piedras Negras, donde serán evaluados en su estado de salud. 

Dicho suceso, ocurrió bajo una temperatura menor a los diez grados que se ha venido registrando en la ciudad durante los últimos tres días. En los últimos días se han rescatado a 20 personas del río Bravo.