Especial/ los efectos en la disminución de los ingresos provocaron que el gasto corriente de la entidad tuviera una reducción de mil 235 millones de pesos
Ingresos federales y propios caen casi mil 400 mdp en trimestre, aunque aumenta 18.5% transferencia a municipios ante la pandemia, la entidad gasta menos en nómina, materiales y suministros

La Auditoría Superior del Estado (ASEC) confirmó la caída, por segundo trimestre consecutivo, en los ingresos federales y propios del Gobierno Estatal, por casi mil 400 millones de pesos de abril a septiembre de 2020, pero además hace énfasis que en los últimos tres meses, la administración tuvo que “ajustarse el cinturón” al reducir su gasto corriente de manera drástica en mil 235 millones de pesos.

En los Informes de Avance de Gestión Financiera del Segundo y Tercer Trimestre de 2020, comparativamente con el mismo período de 2019, la entidad disminuyó su ingresos en mil 393 millones de pesos, tanto por participaciones y aportaciones federales, como por ingresos propios en diferentes rubros, esto por los efectos de la pandemia de Covid-19.

DESDE ABRIL INICIÓ LA CAÍDA

En el segundo trimestre -de los meses de abril, mayo y junio-, señala la ASEC, la Secretaría de Finanzas de Coahuila tuvo una disminución del 2 por ciento respecto al mismo período del año anterior (2019), lo que representó que no ingresaran a las arcas 516.2 millones de pesos, y aumentó su gasto en 0.9 por ciento, es decir, 220.6 millones de pesos, principalmente para enfrentar la pandemia.

Pero el tercer trimestre de 2020 -de los meses de julio, agosto y septiembre- los ingresos cayeron 2.4 por ciento, es decir, 877.3 millones de pesos; pero aquí ya se registró una disminución del gasto.

De acuerdo con un comparativo del tercer trimestre 2019 con el mismo período de este año 2020, los efectos en la disminución de los ingresos provocaron que el gasto corriente de la entidad tuviera una reducción de mil 235 millones de pesos, para empezar a enfrentar la caída y las inversiones extraordinarias en el tema de salud para enfrentar la pandemia de COVID-19.

En el análisis sólo del tercer trimestre, los ingresos de Coahuila cayeron 877 millones. Los impuestos cayeron 789 millones de pesos, que fue la cifra más alta registrada y representó una variación del 25 por ciento comparando el trimestre de 2019 y 2020.

Las contribuciones y mejoras cayeron 27 por ciento, mientras que los derechos (también impuestos estatales) disminuyeron 22.3 por ciento y los productos de tipo corriente fueron 39.3 por ciento abajo, todo comparando tercer trimestre 2019 y 2020.

 AJUSTES EN EL GASTO

Ante tal situación presupuestal la administración estatal tuvo que abrocharse el cinturón en diferentes rubros en el Tercer Trimestre de 2020, que comparado con el 2019, en servicios personales o nómina disminuyeron 712 millones de pesos, en materiales y suministros se redujo 254 millones de pesos y en servicios generales el recorte fue de 269 millones de pesos.

Las transferencias, que corresponde al dinero que se envía a municipios y otros entes públicos, aumentaron un 18.5 por ciento para apoyar en tiempos de pandemia.

Otro de los datos que arroja este informe es que la administración estatal no ha solicitado deuda pública de corto, ni de largo plazo, al contrario se han reducido 15 por ciento las cuentas por pagar con proveedores.