Especial
El jueves seis alumnas del Cobao plantel 39 interpusieron denuncias penales contra el profesor de Informática, quien fue retenido en su aula y tuvo que ser sacado del plantel por policías estatales

La dirección general del Colegio de Bachilleres del Estado de Oaxaca (Cobao) informó que tras las denuncias de acoso y violencia de género de tipo sexual en cuatro de sus planteles, este viernes separó de su cargo a seis trabajadores más.

Con estos casos, suman en total 17 trabajadores del Cobao cesados por acusaciones de delito de violencia de género de tipo sexual dentro de la institución.

En total, son cuatro los planteles del Cobao donde han estallado reclamos y protestas de alumnas contra profesores y compañeros, a quienes acusan de violentarlas y acosarla: Tlaxiaco, Pueblo Nuevo, en la capital, Huatulco, y Nazareno.

Luego de que este jueves seis alumnas del Cobao plantel 39, ubicado en Nazareno Etla, interpusieron denuncias penales contra Jorge "S", profesor de Informática que fue retenido en su aula y tuvo que ser sacado del plantel por policías estatales, la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca (DDHPO) recibió 10 testimoniales y tres declaraciones por parte de las alumnas.

Además, la Fiscalía General del Estado de Oaxaca (FGEO) recibió una ampliación de denuncia y una denuncia nueva, aunado a las carpetas de investigación que se encuentran en proceso de judicialización.

A partir de este "fenómeno estatal que encabezan las mujeres adolescentes (...) que ha visibilizado la violencia que viven al interior de los centros escolares", como lo declaró la  DDHPO, el director general del Cobao, Rodrigo González Illescas, dijo este jueves que había cesado a 11 trabajadores de ese sistema educativo, a quienes se les ha comprobado su responsabilidad en hechos de violencia de género de tipo sexual.

Este viernes, la dirección general de Cobao -sistema adscrito al Gobierno de Oaxaca-, notificó que fueron separados de su cargo cinco trabajadores del plantel 01
de Pueblo Nuevo, y un trabajador adscrito a sus oficinas centrales
, a partir de una denuncia de acoso presentada por una trabajadora del Colegio.

Ellos fueron separados de sus funciones, a fin de que la Comisión Mixta Disciplinaria, integrada por la parte patronal y sindical, resuelva lo procedente.