El cantante estadounidense Tony Bennett recibió un regalo tardío por su 90 años: una estatua de bronce que decidió regalarle la ciudad San Francisco. Foto: AP
Visiblemente emocionado, la leyenda del jazz descubrió la estatua ante fans entusiasmados. Benett aseguró, contento, que se trataba de una de las estatuas más bonitas que había visto.

El cantante estadounidense Tony Bennett ("Because of You") recibió un regalo tardío por su 90 años: una estatua de bronce que decidió regalarle la ciudad San Francisco y que él mismo inauguró la tarde del viernes, informa hoy la prensa local.

El neoyorquino, nonagenario desde el pasado 3 de agosto, recibió este regalo de una ciudad con la que guarda una relación especial, ya que en 1961 cantó aquí su famosa melodía "I Left My Heart in San Francisco", con la que un año más tarde lograría su primer Grammy.

Visiblemente emocionado, la leyenda del jazz descubrió la estatua ante fans entusiasmados. Benett aseguró, contento, que se trataba de una de las estatuas más bonitas que había visto.

El cantante fue invitado además al estadio de béisbol de los San Francisco Giants, donde más de 40,000 espectadores le cantaron el cumpleaños feliz.

Asimismo la prestigiosa heladería Humphry Slocombe distinguió al cantante con un pastel especial de galleta de hinojo con licor de lión y helado de vainilla, en honor al origen italiano del cantante.