Traspaso. Se generarán más de dos mil empleos en Michigan. Foto: Especial
La llegada de la RAM Heavy Duty a una planta de Michigan sería un paliativo para recuperar empleos en el sector automotriz que se han perdido en el último año
La llegada de la RAM Heavy Duty a una planta de Michigan sería un paliativo para recuperar empleos en el sector automotriz que se han perdido en el último año, según analistas consultados por el portal Detroit Free Press. 
 
“Analistas económicos señalan que los 2 mil 500 empleos que Fiat Chrysler planea crear en Warren Truck Plant están a la zaga de los trabajos de fabricación automotriz perdidos en 2017. Muchos de esos empleos se destinarán a los trabajadores automotrices cuyos empleos se habrán eliminado en otras plantas y también desplazado a los trabajadores temporales a puestos de tiempo completo”, refirió el portal.
 
El empleo en la fabricación de automóviles y partes en los Estados Unidos disminuyó de 788 mil 900 en diciembre de 2016 a 783 mil 200 en noviembre de 2017, dijo Kristin Dziczek, directora del Grupo de Industria, Trabajo y Economía del Centro de Investigación Automotriz.
 
El empuje del presidente Donald Trump para que los fabricantes automotrices aumenten empleos en la fabricación en Estados Unidos se ve obstaculizado porque las compañías esperan a ver qué se decidirá sobre la política comercial, según analistas. 
 
Dziczek y otros señalan que el anuncio de FCA protege a la compañía si Trump se retira del Tratado de Libre Comercio de América del Norte y lleva a cabo amenazas para imponer aranceles a los vehículos importados de México.
 
“Las empresas están cumpliendo con la máxima demanda con la capacidad existente. Nadie va a duplicar la capacidad para fines impositivos”, dijo Dziczek, refiriéndose a los elogios de FCA sobre la nueva ley impositiva. 
 
“Esperaremos y veremos. Pero las cosas probablemente se mantendrán estables. No veo una gran ganancia”, insistió a investigadora, quien además firmó que no hubo grandes ganancias en el empleo de automóviles en 2017. Y las ventas fueron inferiores a 2016.