Gobierno Corporativo, aliado estratégico en la gestión de empresas

Dinero
/ 6 diciembre 2021

Las organizaciones también están redoblando esfuerzos en la búsqueda de alternativas capaces de acabar con la incertidumbre y garantizar la sostenibilidad del negocio.

Las crisis por la pandemia ha alcanzado a los modelos de gestión empresarial y gobernanza de la mayoría de organizaciones de todo el mundo, obligándolas a revisar sus prioridades y adoptar nuevas fórmulas para sobrevivir en un entorno global cada vez más competitivo. Sea cual sea el escenario, la necesidad de contar con un buen gobierno corporativo y una buena gobernanza seguirá intacta para cualquier organización.

Para el experto en mejores prácticas en Gestión Directiva, AMCG (Advanced Management Consulting Group), las sociedades -independientemente de su tamaño, estructura accionaria, legal o complejidad- requieren de una estrategia y estructura de gobierno que les permita el cumplimiento de sus objetivos dentro de un ambiente de institucionalización que incluya transparencia, legalidad y rendición de cuentas.

“En el gobierno corporativo hay una serie de prácticas que están definidas y tiene dos grandes beneficios: primero, un mayor control de la organización, ya que permite que una empresa familiar se institucionalice; segundo, se puede obtener mejor financiamiento”, señala Ángel García-Lascurain, Socio Director de AMCG.

Otra ventaja es que “también se logran dirigir a compañías medianas o a empresas familiares que quieren institucionalizarse. Incluso, se puede aplicar a empresas que ya tengan este modelo, pero que quieran ser certificadas para obtener un financiamiento en condiciones favorables”, detalló el Socio Director de AMCG.

Gobierno corporativo: el aliado estrella en 2022 ante nuevos escenarios

Para un crecimiento sólido para el 2022 será indispensable para las empresas contar con un modelo de gobierno corporativo con una estrategia que reúna mejores prácticas y equilibre las necesidades de varios grupos, para armonizar el funcionamiento y establezca acuerdos sobre las reglas de acción de los diferentes actores de la organización.

“Para la generación de resultados, se puede enfocar en la institucionalización de la empresa familiar o no familiar, implementando las mejores prácticas, en el marco de un modelo integral de planeación, ejecución y gestión de la estrategia. A partir de la definición estratégica general por los accionistas, inicia el proceso de ejecución por parte de la dirección, así como el seguimiento del desempeño”, señala la firma.

Asimismo, frente al panorama actual, las compañías deben enfocarse en las acciones que se deben tomar y los cambios que implica el regreso a la nuevo normalidad; mientras que los directivos deberán resolver la forma en que van a comunicar y cómo planean hacerlo, por lo que la discusión que generen, sin disputas, será fundamental para la toma de decisiones.

“Es importante hacer un alto y tener la capacidad de reflexión o de abstracción para tomar decisiones y redefinir lo que sea necesario. Eso implica replantear objetivos, ajustar la estrategia y alinear a la organización para poder implementar con éxito la estrategia”, detalla AMCG.

Las organizaciones también están redoblando esfuerzos en la búsqueda de alternativas capaces de acabar con la incertidumbre y garantizar la sostenibilidad del negocio. Para ello, varias tendencias de gobierno corporativo marcarán, con mayor o menor intensidad, su transformación y éxito en un mundo post-Covid.

Por ejemplo, los expertos señalan como necesaria una mayor previsión empresarial, que permita anticiparse a nuevas eventualidades y obtener pronósticos más certeros para actuar rápidamente desde lo organizativo, financiero y operacional. De la misma forma, consideran importante contar con planes de gestión de riesgos y crisis para minimizar daños en la estructura y preservar la continuidad del negocio.

COMPARTE ESTA NOTICIA

Newsletter

Suscríbete y recibe las noticias del día antes que nadie