Te quedan artículos gratis este mes, para seguir leyendo...
Regístrate | Login

Se vuelve viral joven que confundió casa con cibercafé: le ofrecieron pozole

Show
/ 12 octubre 2021

Fathyma Lex aseguró en su ‘storytime’ de TikTok que el señor de la casa le ofreció pozole y refresco; hasta le conectaron el mouse.

Lleva ya unos días viralizándose la historia de Fathyma Lex, una joven mexicana a quien, al visitar una casa que confundió con cibercafé, le ofrecieron pozole y refresco.

El dueño, que ‘no tuvo corazón’ para “interrumpir” a la muchacha que “estaba muy concentrada”, prefirió amablemente dejarla trabajar y, al llegar los niños que habitaban ahí, la invitaron a comer, relató Fathyma.

La joven agrega que esto sucedió hace ya unos años, cuando buscaba imprimir una solicitud para su beca TELMEX y así poder pagarse la ingeniería. Indica que buscó un cibercafé con impresora pero no daba con ninguno, por lo que siguió caminando hasta que encontró la casa en donde la invitarían a cenar.

“Seguí caminando y caminando hasta encontrar un ciber. Y eso pasó, encontré uno que, la verdad, sí se me hizo muy peculiar porque nada más tenía dos computadoras, pero dije ‘éste no es el momento de estar de juzgona’ y me metí”, afirmó.

Una vez en el “establecimiento”, Fathyma pidió un mouse, el cuál le prestaron sin problema, incluso, le dieron un refresco. Enseguida, un niño le comentó que si gustaba un plato de pozole, pues pronto la familia iba a comer.

Ante esto, la estudiante quedó confundida, pero negó el plato. Luego, después de conseguir sus impresiones, se acercó al señor que le había prestado el mouse, a quien le preguntó cuánto sería por el servicio. Para su sorpresa, el señor le comento que nada, pues estaba en una casa.

“Yo empecé a sentir la cara bien caliente, le dije ‘pero cómo que no es ciber, señor... ¿por qué no me dijo?’ dice ‘no, muchacha, es que yo te vi muy concentrada y la verdad es que no te quise interrumpir’”, dijo. Fathyma Lex indicó que le dio mucha vergüenza la situación.

Aseguró que, aunque no le pidieron nada, ella dejó 20 pesos por sus impresiones y el refresco.

El video cuenta con 1.4 millones de visualizaciones, más de 280 mil ‘me gusta’ y casi 10 mil comentarios, en donde le realizan diferentes preguntas como: qué beca le dieron, por qué nadie le dijo nada y que debió haber aceptado el pozole que le ofrecían.

COMPARTE ESTA NOTICIA

Newsletter

Suscríbete y recibe las noticias del día antes que nadie