Foto: Tomada de Internet
Pese a la imposición de aranceles, el mandatario estadounidense dijo que los equipos de ambos países mantienen el diálogo al respecto.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dijo este viernes que no tiene "ninguna prisa" para sellar el acuerdo comercial con China, mientras los negociadores de ambos países se preparaban para continuar sus reuniones en Washington, afirmando que las discusiones prosiguen "de manera agradable".

En una serie de tuits publicados primera hora de la mañana, Trump defendió su decisión de imponer aranceles adicionales a productos chinos por valor de 200 mil millones de dólares, que entraron en vigor en el primer minuto de esta jornada, y destacó que esta medida impulsaría a Estados Unidos más que cualquier acuerdo comercial.

"Las tarifas aportarán MUCHA MÁS riqueza a nuestro país que incluso un acuerdo fenomenal del tipo tradicional", sostuvo el mandatario.

El viceprimer ministro chino, Liu He, el representante comercial de Estados Unidos, Robert Lighthizer, y el secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, mantuvieron el jueves una conversación de 90 minutos y se espera que reanuden el diálogo este día.

"Las conversaciones con China continúan de una manera muy agradable, no hay ninguna prisa", puntualizó Trump.

"¡Seguiremos negociando con China con la esperanza de que no intenten rehacer de nuevo el acuerdo!".