Foto: Tomada de Internet
La empresaria aportó nuevos elementos en su demanda

México, DF. María Asunción Aramburuzabala acudió a la Fiscalía de Miguel Hidalgo para ratificar la denuncia por extorsión, en la que está involucrada la esposa de Joaquín López-Dóriga, Teresa Adriana Pérez Romo. 

De acuerdo con Reforma, la empresaria aportó nuevos elementos en su demanda, en el conflicto que se ha dado por el desarrollo inmobiliario Rubén Darío 225 en Polanco. 

Aramburuzabala, propietaria del desarrollo inmobiliario, Abilia, denunció que, a través de su abogado, Teresa Adriana Pérez Romo, exigió 5 millones de dólares, a cambio de no parar la obra.  

Presentó videos, por lo que la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF) abrió una averiguación previa. 

En este sentido, la empresaria y los empleados Guillermo Martín Buitano, Mauricio Oliver y Carlos Padilla, llegaron a las 9:45 horas a la sede ministerial, acompañados de sus abogados Javier Coello Trejo y Javier Coello Zuarth para ampliar la denuncia, luego de que los citaran. 

Se ratificó la demanda contra Paloma Carrera y Gabriela Torres, vecinas de Pérez Romo. Se incluyó a sus abogados Mario Alberto Becerra Pocoroba y Érika Mendoza Bergmans.