Foto: Especial
La situación del desabasto de gasolinas en el país sólo ha provocado un incremento en precios de productos como tomate, jitomate, cebolla, papa, limón y aguacate, indicó la Alianza Nacional de Pequeños Comerciantes (Anpec)

Ciudad de México. La situación del desabasto de gasolinas en el país sólo ha provocado un incremento en precios de productos como tomate, jitomate, cebolla, papa, limón y aguacate, indicó la Alianza Nacional de Pequeños Comerciantes (Anpec), pues en realidad el suministro del diesel –hidrocarburo usado para trasportar mercancías-- es regular.

En entrevista con La Jornada, Cuauhtémoc Rivera, presidente de ese organismo, indicó que con la crisis energética que vive el país derivado de la lucha del robo de combustible que emprendió el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador, no ha causado un impacto en el abasto de productos en las tiendas y comercios, sino en los precios al consumidor.

Explicó que el problema sólo tiene un alcance en las gasolinas de bajo y alto octanaje, mas no en el diesel –petrolífero que es usado por los transportistas para movilizar las mercancías--.

Comentó que de acuerdo con el monitoreo de 22 productos que hace la Anpec, los principales perecederos (tomate, jitomate, cebolla, papa, limón aguacate) se han encarecido, mientras que los abarrotes como el atún, los chiles en escabeche, el frijol y el arroz también han incrementado su costo.

En tanto que otros como los jugos han tenido un laza de entre un y 1.50 pesos y se espera aumentos en otros como el pan, la leche, los refrescos, el agua, las cervezas y los cigarros.

Comentó que de manera natural, cada primer mes del año hay un encarecimiento en los productos, pero con el desabasto de gasolinas la curva de enero se está haciendo más notoria.

El dirigente de Anpec hizo un llamado a la población para que se calme, pues indicó que una crisis real sólo se puede dar si hay desabasto de diesel y hasta ahora el suministro es regular.