La Comisión Europea recibió el 8 de junio una denuncia en la que se disputa la decisión del Consejo Regulador del Tequila (CRT) de México de no permitir a la compañía Tequilas del Señor exportar producto a la filial de Heineken France Boissons.

El conflicto que mantienen los productores mexicanos de tequila y la multinacional cervecera Heineken vivirá ahora un nuevo capítulo con la apertura de una investigación por parte de la Comisión Europea (CE).

Según publicó el Diario Oficial de la Unión Europea (DOUE), Bruselas recibió el pasado 8 de junio una denuncia en la que se cuestiona la decisión del Consejo Regulador del Tequila (CRT) mexicano de no permitir a la compañía Tequilas del Señor exportar producto a la filial de Heineken France Boissons.

La presidenta de la Comisión de la UE, Ursula von der Leyen. Foto: AP

"El denunciante alega que la denegación se debe a la declaración por parte del CRT de que la cerveza Desperados de Heineken (con aroma de 'tequila' añadido) infringe la norma técnica mexicana aplicable a la utilización de la indicación geográfica" reservada al tequila, según figura en el documento.

La CE deberá evaluar si esta negativa del CRT -entidad a la que el Gobierno mexicano le ha dado la competencia de proteger el tequila del fraude y los abusos a nivel mundial- es "incompatible" con el Acuerdo General sobre Aranceles Aduaneros y Comercio de 1994 y con el pacto alcanzado en 1997 entre la UE y México sobre bebidas espirituosas.

El conflicto entre los productores mexicanos y Heineken también se dirime en sede judicial en diferentes países, y será investigado ahora por la Dirección General de Comercio de la UE.

Mientras que la multinacional defiende que su cerveza Desperados contiene un "saborizante" 75 % de tequila, el CRT discute que se trate de tequila como tal y exige que no utilice su nombre como reclamo comercial.