El Chevrolet Cruze, ensamblado en Coahuila, está en cuarto lugar con mejor evaluación; los peor calificados corresponden a armadoras de Puebla y Estado de México

Los automóviles ensamblados en México, Volkswagen Beetle, Golf y Jeep Compass reportaron la más baja percepción de cualidades entre los consumidores de Estados Unidos, según el Estudio de calidad Inicial (IQS, por sus siglas en inglés) 2019 realizado por la consultora J.D. Power.

El estudio mide la percepción de los compradores estadounidenses que usan el vehículo desde hace uno a tres meses y el número de problemas que registra el modelo por cada 100 unidades comercializadas.

La estadística señala que el Volkswagen Beetle –el cual se ensambla en Puebla– fue el que menor calificación tuvo, pues reportó 58 problemas por cada 100 unidades vendidas, mientras que Jeep registró 50 problemas por cada 100.

En el caso del Volkswagen Golf registró 45 problemas por cada 100 unidades, le siguen Versa, Sentra, Note y Kicks, todos de la japonesa Nissan –los cuales hace en Aguascalientes–, que tuvieron 38 problemas.

Dave Sargent, vicepresidente de Global Automotive en JD Power, explicó que los problemas son imperfecciones en la pintura y ruidos, entre otros. “Algunos problemas tradicionales se repitieron este año, como las imperfecciones de la pintura, ruidos de la suspensión, motores que no arrancan y la luz de 'verificación del motor' que se está activando al comienzo de la experiencia de propietario”, dijo.

Sargent agregó que cada vez más personas tienen problemas con sus sistemas avanzados de asistencia al conductor, que son fundamentales para generar confianza en los futuros vehículos automatizados.


Por el otro lado, los modelos Forte y Rio de la coreana KIA, que son ensamblados en Pesquería, Nuevo León, fueron los mejor evaluados de los autos que se arman en México, pues solo tuvieron 24 problemas por cada 100 autos vendidos en EU.

Le siguen el Ford Fusion y Lincoln MKZ, los cuales tuvieron 28 problemas, mientras que Audi Q5 y SQ5 solo reportaron 28 problemas.

“Estados Unidos es relevante para los armadores mexicanos, pues 80 por ciento de lo que producen es para exportación, y este mercado es el destino más importante pues representa alrededor de 70 por ciento de este volumen”, dijo Gerardo Gómez, country manager de J.D. Power de México.

Cabe destacar que la planta de KIA en Pesquería, Nuevo León, se encuentra entre las 25 plantas con mejor calidad de ensamblado en el mundo.