Foto: Archivo
Luego de declarar desierta la licitación, mercados e IP reciben con incertidumbre propuesta de que Pemex y Sener la construyan

El presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, dio a conocer ayer que el “capricho” de construir la refinería de Dos Bocas, estará a cargo de Petróleos Mexicanos (Pemex) y la Secretaría de Energía (Sener), tras declararse desierta la licitación para ello.

Esta declaración tuvo repercusiones en los mercados, pues la incertidumbre no dejó al peso aprovechar la caída del dólar, dejándolo en 19.2261 por dólar, con una depreciación del 0.76%. En tanto la bolsa acumuló una caída de 5.12% en las últimas 13 sesiones.

Por su parte, la agencia calificadora, Moody’s, apuntó que, si este escenario ocurre, habría más presión en las finanzas de la petrolera y en el Gobierno.

Ayer por la mañana el Presidente afirmó que le darán a la construcción de la refinería en Dos Bocas, Tabasco “contenido nacional: van a ser ingenieros, especialistas de Pemex, del sector energético, los que nos ayuden para la construcción de la refinería”, explicó.

El presidente argumentó que en esta decisión también jugaron un papel importante los presupuestos y tiempos de construcción presentados por las empresas que fueron invitadas a la licitación.

“Una (tenía un presupuesto) de 10 mil millones de dólares; otra, 12 mil millones de dólares, les van a presentar toda la información, pero se pasaban de los 8 mil millones de dólares y también en el tiempo. Solo una se comprometía a terminar la refinería en 2023 y eso no nos da seguridad”, afirmó.

Vamos a darle contenido nacional a esta obra: van a ser ingenieros, especialistas de Pemex, del sector energético, los que nos ayuden para la construcción de la refinería”.
Andrés Manuel López Obrador, presidente de México.

CONSTRUCCIÓN ELEVA RIESGOS Y RETRASOS

Un analista de la agencia calificadora Moody’s dijo ayer que el hecho de que Pemex y Sener supervisarán el proyecto de construcción la refinería eleva el riesgo de retrasos y sobrecostos.

“Esto también eleva el riesgo de retrasos y sobregiros de costos que pudieran sumar más presión a las finanzas de Pemex o del gobierno”, señaló Peter Speer, vicepresidente senior de Moody’s, en un comunicado.

Indicó que el hecho de que avance el proyecto bajo la supervisión de las dependencias suma una tarea más para el equipo directivo de Pemex, que ya se encuentra luchando por frenar la caída en la producción de crudo y mejorar las refinerías existentes.

Coparmex pide reconsiderar riesgos

La Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) pidió reconsiderar los riesgos que implica para Pemex la decisión de López Obrador sobre Dos Bocas.

“Las cosas pueden salir mal y por ello en Coparmex exhortamos al Gobierno federal a hacer un alto en el camino y reconsiderar los riesgos que esta decisión implica para Pemex, para las finanzas públicas y para México”, dijo el organismo en un comunicado sobre su posicionamiento ante la noticia de que el próximo 2 de junio comenzará la construcción de la refinería.

Mientras que la Confederación de Cámaras Nacionales de Comercio, Servicios y Turismo (Concanaco Servytur) pidió reflexionar y escuchar a los expertos.

“Si las empresas especializadas no pueden hacerlo en el tiempo y la inversión deseada, es otra vez el tema de escuchar a los expertos en la materia. Se debe reflexionar en tiempos y montos” dijo José Manuel López Campos, presidente de Concanaco Servytur.

(Con información de Agencias)